Policiales

Sentenciaron a 12 años por narcotráfico a un miembro de Los Monos

Walter Daniel Jure fue condenado como jefe de una banda a la que hace cuatro años le incautaron 53 kilos de cocaína que trasladaban desde Salta.

Sábado 17 de Agosto de 2019

Sentenciado el año pasado por asociación ilícita como miembro de la banda de Los Monos, Walter Daniel Jure volvió a recibir una condena, en este caso por comandar una banda narco desbaratada en 2015 con el hallazgo de 53 kilos de cocaína procedente de Salta en globos de piñatas. El tribunal federal conformado por Osvaldo Facciano, Eugenio Martínez Ferrero y German Sutter Schneider le dictó una pena de 12 años de cárcel al término de un juicio oral cuyo veredicto se conoció ayer.

   El fallo, cuyos fundamentos serán expuestos el próximo martes 26 de agosto, ordenó penas de entre tres y nueve años de prisión para otras doce personas, entre ellas un hermano de Jure y el ex jefe policial Carlos Schmidt, mientras que resolvió la absolución de uno de los acusados.

En globos

De 41 años y conocido como “Dani”, Jure ya había cumplido una condena a ocho años por narcotráfico cuando en abril de 2018 lo sentenciaron a cinco años de cárcel como miembro de asociación ilícita en el marco del juicio contra Los Monos. Pero el pasado 21 de junio volvió a sentarse en el banquillo acusado por el fiscal federal Federico Reynares Solari como organizador del tráfico de cocaína desde Salta a Rosario.

   El 9 de octubre de 2015 la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) detuvo en la ruta nacional 34, cerca de San Genaro, un Chevrolet Meriva conducido por Daniel Hernán Vera que llevaba 53 kilos de cocaína disimulados en piñatas de colores revestidos por grasa rojiza para evitar que fueran olidos por perros adiestrados.

   Cerca de ese lugar se interceptó un Volkswagen Bora donde iban Jorge Omar Vera, Alberto Rojas y Moisés Alejandrino Maldonado, quienes fueron acusados como proveedores de la droga. Y en esa misma zona fue detenido, en un Suzuki Swift, Francisco “Chamigo” Polanco, el contacto de Jure que días antes había comprado en la ciudad salteña de General Güemes la cocaína ingresada desde Bolivia.

   Momentos antes de ser arrestado Jure llamó a otro de los acusados, Germán Ramírez, porque quien debía pasar a buscarlo nunca llegó. “No me contesta el teléfono, me dejó acá esperándolo al primo y hace un rato largo que estoy acá, boludo. Encima lo llamo y no me contesta, boludo”, se oyó decir en una escucha telefónica a Jure, apresado minutos después cuando caminaba por una ruta cerca de Las Rosas, donde Ramírez ya había sido detenido a bordo de un Fiat Palio.

Cárcel y multas

A fines del mes pasado, en el alegato final del juicio oral y público, fiscal pidió 12 años de prisión para Jure como “organizador de tráfico de estupefacientes en las modalidades de tenencia con fines de comercialización y transporte, agravado por la concurrencia de tres o más personas en forma organizada”. Ayer el tribunal le dictó esa pena más una multa de 30 mil pesos.

   Por su parte Diego Fernando Jure, hermano de Walter, recibió una pena de 9 años de prisión y 16 mil pesos de multa como coautor del delito de tráfico de estupefacientes en la modalidad de tenencia con fines de comercialización. Este hombre de 37 años, que estaba acusado como abastecedor de puntos de venta de droga, también fue declarado reincidente. La misma pena fue dictada a Polanco y a Ramírez.

   Daniel Vera, a bordo del auto en el que hallaron la droga, fue condenado a ocho años y medio de cárcel con 15 mil pesos de multa como coautor de tráfico de estupefacientes en las modalidades tenencia con fines de comercialización y transporte. Por el mismo delito su hermano Jorge Omar y Moisés Alejandrino Maldonado, apresados en otro auto, recibieron una pena de siete años con multas de 12 mil pesos. El otro ocupante de ese vehículo, Alberto Rojas, fue condenado a seis años y medio con 11 mil pesos de multa.

   Otras cuatro personas llegaron al banquillo acusadas de estar a cargo de la venta en puntos de distribución. Guillermo Miguel Rodríguez fue condenado a ocho años de cárcel con multa de 14 mil pesos. Leonardo Ariel Carrizo, recibió una pena de siete años con 13 mil pesos de multa. Gisela Estefanía González, seis años y 10 mil pesos.

   Por el mismo delito, pero como partícipe secundaria, Marina Beatriz Cardozo fue condenada a tres años de prisión condicional, una multa de mil pesos y el cumplimiento de reglas de conducta.

   Por su parte Darío Blas Grossi, un hombre afincado en Funes a quien al parecer le encargaron conseguir alojamiento para quienes llegarían de Salta con la droga, resultó absuelto luego de que el fiscal lo desincriminara durante el debate.

Policía

Otro de los condenados fue el policía Carlos Schmidt, quien fuera jefe del Comando Radioeléctrico y quedara incriminado cuando estaba al frente de la comisaría 19ª y una escucha telefónica lo captó en una charla con Jure, quien le había pedido a un lugarteniente que fuera hasta esa seccional y pusiera al teléfono al jefe. “Yo le digo al pibe que te pase lo adeudado y después dejame un número de teléfono ahí”, le dijo Dani, a lo que Schmidt contestó “dale, dale” y luego le devolvió el celular al enviado de Jure, a quien éste le ordenó: “Sacá ocho lucas de ahí y dale al hombre (por el policía), ahí le dije que me deje un número de teléfono que te lo dé a vos personalmente”.

   Schmidt recibió una condena a seis años de cárcel, una inhabilitación especial durante ese lapso y una multa de 10 mil pesos como partícipe primario “de tráfico de estupefacientes en la modalidad de tenencia con fines de comercialización, doblemente agravado por haberse cometido con la concurrencia de tres o más personas en forma organizada y por su condición de funcionario público”.

   Además el fallo judicial dispuso el decomiso de los vehículos incautados durante la investigación y sus correspondientes operativos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario