Policiales

Robaron $ 300 mil y electrónicos de alta gama de un local de la peatonal

Escruche en plena madrugada. Los ladrones violentaron el ingresó a una cochera y desde allí accedieron a los techos del negocio, donde rompieron una chapa.

Miércoles 23 de Diciembre de 2015

Fue un golpe quirúrgico y aunque dejó algunas lagunas estuvo repleto de detalles. Primero, un grupo de ladrones ingresó al estacionamiento ubicado en Mitre 759 tras violentar el portón de ingreso. Después desconectaron la internet del lugar y se dirigieron hacia el fondo de la playa. Allí trataron de violentar una puerta con reja que da al portón del depósito de la empresa Novogar. Pero como no pudieron, intentaron hacer un boquete en la pared medianera. Sin embargo desistieron por cansancio y se treparon al techo del local.Allí desatornillaron una chapa e ingresaron al negocio de peatonal Córdoba 1154. Sin que se cortara la transmisión al centro de monitoreo, arrancaron la central de la alarma. Y durante 45 minutos se dedicaron a engordar un botín que osciló en los 300 mil pesos de dinero en efectivo que estaban guardados en una caja de seguridad, y un importante número de artículos electrónicos de alta gama.

Los ladrones disponían de tan buena información que a la central de la alarma la arrancaron sin que la misma dejara de transmitir y al ingresar al local levantaron la cámara de videovigilancia que había en el jaulón del depósito para evitar ser vistos. Además, trabajaron utilizando guantes de latex y de trabajo para no dejar huellas. Con la electrónica fueron selectivos. Todos los equipos de celulares de alta gama, las cámaras digitales y las tablets se los llevaron sin sus cajas ni los cargadores. En cambio, las PlayStation 3 y 4 se las llevaron completas. Para irse abrieron los cuatro candados que tenía la puerta con rejas que da al estacionamiento, por la que no habían logrado ingresar.

Y como mensaje de despedida, entre las dársenas 1 y 2 del estacionamiento, justo en uno de los pocos lugares no cubiertos por el ángulo de las cámaras de seguridad, uno de los ladrones defecó.

Pintada misteriosa. "Luxury Park" es un estacionamiento para 25 vehículos ubicado en Mitre 759 cuyo portón de chapa azul mira al Auditorio Fundación. El lugar está abierto entre las 8 y las 20 y está monitoreado por cámaras de videovigilancia. A los empleados del lugar el lunes les llamó la atención una pintada, que rezaba "ACAB", sobre el chapón del estacionamiento. "El sábado cuando cerramos no estaba y la vimos el lunes cuando abrimos", indicó uno de los trabajadores.

El fondo de la playa fue hace años parte del depósito de mercaderías de lo que hasta enero de 2010 fue la desaparecida firma Bonesi. De aquellos días sobrevivió un portón con rejas, cerrado con cuatro candados acerados, que hoy son la puerta de entrada al depósito de Novogar, el comercio cuyo salón de atención al público da a peatonal Córdoba 1154.

Ayer a la mañana, al llegar a trabajar a la cochera, uno de los empleados se topó con el portón apoyado y sin candado. Pensó que alguno de los dueños había arribado antes que él, pero al abrir la oficina se topó con el router de Internet apagado y el faltante de 300 pesos de la caja. Cuando salió a caminar por la playa fue encontrando otros detalles. Entre las dársenas 1 y 2 había excrementos humanos; en el fondo, donde hay un tinglado, había un boquete en la pared a medio realizar; y el portón con rejas que da al depósito de Novogar no tenía los cuatro candados. "Cuando llegamos encontramos todo eso y una silla con la que supuestamente se han ayudado para trepar a los techos", explicó un empleado del estacionamiento.

Una vez que los ladrones ganaron el techo, desatornillaron una chapa y realizaron un boquete de 1 metro por 80 centímetros por el que descendieron al entrepiso de Novogar. Sin bajarse de allí arrancaron la central de la alarma. Eran las 3.30. Entonces descendieron a un jaulón ubicado en el depósito en el que se resguardan todos los aparatos de electrónica de alta gama. Antes de hacerlo levantaron la cámara de videovigilancia hasta llevarla a un ángulo en el que no los tomaba. Estaban encapuchados y utilizaron dos pares de guantes: uno de látex y otro de trabajo.

Botín elegido. "Fueron selectivos. Se llevaron los celulares más caros sin las cajas y los cargadores. Con las tablets y las cámaras digitales hicieron lo mismo. Las Play 3 y 4 se las llevaron con las cajas", indicó un empleado de la firma.

Luego fueron a una oficina administrativa donde hay una caja de seguridad empotrada en la pared y la barretearon hasta hacerla añicos. "Se llevaron una cantidad de dinero que no podemos establecer hasta que no hagamos el arqueo. Era dinero de las cobranzas. Lo que nos salvó es que esos pagos se realizan generalmente del 1 al 10 y la mayoría de las compras navideñas se estan haciendo con tarjeta de crédito", explicó el vocero de la empresa consultado por este diario. Una vez que se retiraron de la oficina,los ladrones pasaron al salón de venta.

Ahí se concentraron nuevamente sobre los mismos elementos distribuidos en las góndolas. Ya no les interesó que las cámaras los tomaran aunque tuvieron sumo cuidado en que ningún ocasional transeúnte de la peatonal los viera. Destruyeron las vitrinas de exhibición y se llevaron celulares, cámaras de fotos y consolas de juegos. Luego volvieron al depósito y abrieron los cuatro candados del portón que da al estacionamiento y por el cual no habían podido ingresar. A las 4.15 se fueron por el estacionamiento. El robo fue denunciado en la comisaría 2ª y la investigación quedó bajo la órbita de la fiscalía de Flagrancia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS