Policiales

Recaudación ilegal bajo la lupa en la Delegación Santa Fe de la Policía Federal

El fiscal federal Walter Rodríguez pidió una nueva indagatoria al exjefe Marcelo Lepwalts, quien está preso acusado de proteger a narcos.

Lunes 09 de Diciembre de 2019

Una nueva investigación puso la lupa sobre la Delegación Santa Fe de la Policía Federal (PFA), este año envuelta en una vergonzosa serie de escándalos. A la presunta connivencia con narcos que descabezó la repartición en mayo pasado y el oscuro episodio que tres meses después se llevara puesto al comisario que llegó a restablecer el normal funcionamiento se sumó un nuevo pedido del fiscal federal santafesino Walter Rodríguez para llamar a indagatoria al exjefe Marcelo Lepwalts y otros cinco subalternos. En este caso, les atribuye haber conformado un mecanismo ilegal de recaudación de dinero y obtención de drogas para usar en procedimientos.

Sobres y pirámides

La nueva investigación se remonta a una denuncia recibida en septiembre pasado que dio cuenta de un histórico sistema piramidal de recaudación que se iniciaba en Santa Fe con un "sobre con dinero" que pasaba por Rosario y llegaba hasta la Jefatura nacional de la fuerza. La denuncia daba cuenta del esquema de jurisdicciones y delegaciones de la PFA y las obligaciones de los delegados de recibir y remitir los correspondientes sobres.

Como la denuncia fue presentada por el padre de uno de los policías detenidos en mayo junto con Lepwalts —actualmente con prisión preventiva— por brindar protección a narcos de la capital provincial, el fiscal desechó ese testimonio. Sin embargo lo valoró como un elemento indiciario que cotejó con otros expedientes y con una pesquisa encomendada al Organismo de Investigaciones (OI) del Ministerio Público de la Acusación (MPA) provincial.

Un informe del OI en tal sentido señaló que los miembros de la brigada obtenían ilegalmente droga que luego utilizaban en procedimientos posteriores cuando necesitaban encarcelar a alguien por algún motivo. El hallazgo de trozos de distintas drogas sin cadena de custodia —por ejemplo, unas 80 bochitas de cocaína en un baño— en un allanamiento en la Delegación de la PFA en Santa Fe se explicaría por esa razón.

Dinero y retazos

Entre las pruebas para esta nueva causa está el dinero hallado en la oficina que Lepwalts ocupara hasta el pasado 9 de mayo —cuando fue reemplazado por Mariano Valdés— luego de que se lo acusara de proteger a narcos. Se trata de algo más de 40 mil pesos cuyo origen no tiene explicación en los mecanismos de asignación de recursos oficiales. El dinero estaba en una caja en la que además se halló una libreta con anotaciones que no hicieron más que acrecentar las sospechas sobre algo turbio.

En esta nueva causa el fiscal Rodríguez pidió indagatorias para Lepwalts y los policías Cristian Bogetti, Michael Arbildo, Carlos Gómez Navarro, Darío Duarte y Lucas Bustos. Lepwalts, Bogetti, Arbildo y Gómez Navarro fueron procesados en mayo por "falsedad ideológica, encubrimiento, alteración de pruebas e incumplimiento de los deberes" para ayudar a narcos a esquivar investigaciones federales. En tanto, Duarte y Bustos quedaron imputados por tenencia simple de estupefacientes. Asimismo, un par arrastran antecedentes de una época en la que prestaban servicios en la delegación cordobesa de Villa María.

A los seis el fiscal ubica como miembros de una asociación ilícita liderada por Lepwalts entre marzo de 2018 y mayo de este año para cometer delitos con un objetivo de lucro personal de cada integrante.

Sucesor en apuros

De esta nueva causa se podría abrir a su vez otra investigación contra Valdés, quien fuera nombrado como sucesor de Lepwalts al frente de la delegación Santa Fe hasta que el pasado 9 de agosto quedó envuelto en un oscuro episodio cuando viajaba de Buenos Aires a Santa Fe y fue baleado en inmediaciones del acceso a Villa Constitución. Más allá de la imputación que recibió —está con prisión preventiva— por mentir y desviar la investigación sobre lo ocurrido, el posterior hallazgo de restos de metanfetamina en un bolso que llevaba consigo determinó el pase de la causa a la Justicia Federal de Santa Fe, lo cual fue recientemente ratificado por la Cámara Federal.

Esta otra sospecha contra Valdés tiene que ve con el presunto cobro de coimas a "arbolitos" que vendían dólares en el mercado negro de la capital provincial.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario