Policiales

Ratifican condena por un homicidio con leve reducción de la pena original

Jorge Sebastiám González deberá purgar 15 años y 8 meses de cárcel por matar a Ana Laura Pioli. La recalificación de un robo lo favoreció en 4 meses.

Domingo 23 de Diciembre de 2018

Tres camaristas confirmaron parcialmente la condena a Jorge Sebastián "Rati" González, aunque atenuaron levemente la pena. En agosto pasado "Rati" había sido condenado a 16 años de prisión como autor del asesinato de Ana Laura Pioli, ocurrido el 3 de septiembre de 2014 en el barrio Las Flores. Un tribunal de primera instancia lo condenó por unanimidad como autor penalmente responsable de los delitos de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y robo calificado por el uso de arma de fuego. Al ser apelada la sentencia por la defensa de "Rati", los camaristas recalificaron el delito del robo —ocurrido días antes del asesinato— en "robo calificado por el uso de arma de fuego en grado de tentativa y en calidad de coautor". Por eso le rebajaron la pena a 15 años y 8 meses de prisión. Pioli tenía 25 años y era madre de dos niños. "Rati",en tanto, está sindicado como líder de la banda de "Los Píos" en las Flores.

El asesinato de Ana Laura Pioli conmocionó a Las Flores Sur. La mujer recibió un balazo mortal en el abdomen mientras estaba en la casa de su mamá, una vivienda ubicada en pasaje Belén y España, quien también resultó herida al ser rozada por un proyectil en un brazo. Y el concubino de Pioli, que llegó de trabajar y se topó con su mujer agonizante en el piso de su casa, sobrevivió a un balazo policial en la nuca en una oscura secuencia de un confuso hecho de sangre.

Del registro de la crónica policial de aquella noche sangrienta, un uniformado de la patrulla de Proximidad Barrial, en apoyo de la Policía Comunitaria, le disparó al concubino de Pioli cuando éste, según la versión oficial, se preparaba para buscar venganza con una pistola calibre 9 milímetros. Sin embargo, esta última secuencia no fue llevada a juicio.

Seis días antes del crimen, la noche del 28 de agosto de 2014, integrantes y allegados a las familias de la víctima y el victimario se trenzaron en una batahola descomunal en España al 7000. Entonces hubo siete demorados de "Los Píos" y de "Los Pioli", vecinos separados por 300 metros. Según los investigadores, por aquellos días una de las partes acusaba a la otra de haber montado una boca de expendio de drogas.

El ataque

El 28 de junio pasado, al iniciarse el juicio, la fiscal Marisol Fabbro desplegó su hipótesis ante el tribunal constituido por los jueces Gonzalo López Quintana, Mariano Alliau y Facundo Becerra. Para la fiscal, el 3 de septiembre de 2014 "Rati" González junto a otros miembros de la banda de "Los Píos" (de la cual estaba sindicado como líder) avanzaron por calle España al 7000 persiguiendo a balazos a Eduardo y Maximiliano Pioli, familiares de Ana Laura. Cuando estos dos entraron en la casa familiar, en pasaje Belén y España, Ana Laura y Sara, su mamá, quisieron cerrar la puerta y la ventana para evitar el ingreso de los agresores. En ese contexto se produjo una balacera que terminó con la vida de la joven y heridas a su madre.

La Fiscalía sostuvo que la muerte de Pioli asumió las características de los crímenes relacionados "al sostenimiento de las relaciones de poder mediante actos lesivos para someter a todos a la voluntad del grupo que ejerce el mando en el barrio". Para Fabbro, en ese sector del barrio Las Flores, los González ("Los Píos") eran "generadores de situaciones de impunidad y no aceptaron la negativa de los Pioli a la comisión de delitos". Fabbro pidió para "Rati", a quien también se le achacó el robo de una moto, una pena de 16 años de cárcel.

La otra teoría

La defensora pública Maricel Palais, quien asiste a "Rati", desplegó en el juicio la teoría basada en que el crimen de Pioli no había sido consecuencia de un ataque sino de un enfrentamiento del que también habían participado familiares de la víctima. Para la abogada, además, era incomprobable que Rati hubiera participado de ese tiroteo y efectuado, en medio de tantos otros, el disparo mortal. El tribunal condenó a González a 16 años por homicidio agravado por el uso de arma de fuego y por un robo del 28 de septiembre de 2014 por el que también estaba imputado. El fallo fue por unanimidad y la sentencia apelada por la defensa.

La audiencia de apelación se llevó adelante ante un tribunal compuesto por los camaristas Guillermo Llaudet, Javier Beltramone y Alfredo Ivaldi Artacho, quienes emitieron su voto en ese orden. Llaudet fue quien redactó el grueso de la sentencia. En su alegato Palais expuso contradicciones entre los testigos claves sobre los que la Fiscalía basó su teoría, remarcó lo caótico del acontecimiento y lo desprolijo del relevamiento de la escena del crimen —en la que no trabajó la Policía Científica y sólo se recolectaron vainas en un sólo lugar— e hizo hincapié en los testimonios de una serie de testigos propuestos por la fiscal que una semana antes de comenzar el juicio fueron retirados. Pidió la recalificación en el caso del asesinato —a homicidio en riña— y respecto al robo de la moto indicó que el mismo no llegó a consumarse.

A su turno la fiscal Fabbro se mantuvo en la línea que exhibió durante el juicio, rechazó el cambio de calificación y sostuvo que "no se acreditó que la víctima haya integrado una de las rivalidades. Por ello entiendo que no se encuentra probada la configuración del tipo penal propuesto por la defensa", puede leerse en la resolución.

A la hora de resolver, el tribunal falló por unanimidad. "Ninguna de las variaciones fácticas apuntadas por la defensa aparta al encartado ("Rati") de la escena del hecho o en otra posición que no sea disparando contra la víctima, lo que no implica un supuesto de modificación sustancial que no haya estado comprendido en la acusación fiscal", indica el camarista Llaudet. La resolución respalda lo resuelto por el tribunal de primera instancia y los dichos de tres testigos que apuntaron a "Rati" como el ejecutor de los disparos. También recalcó que González fue reconocido en rueda de personas.

Con una leve discrepancia por parte del camarista Beltramone respecto a la cuestión de los testigos propuestos por la Fiscalía a los que posteriormente renunció, el tribunal decidió confirmar la sentencia de primera instancia haciendo un retoque en la calificación del robo calificado que fue cambiado a "en grado de tentativa y calidad de coautor". Entonces la pena a "Rati" González pasó de 16 años a 15 años y 8 meses de prisión.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});