Policiales

Prófugo por el crimen de su ex fue hallado muerto en la costa atlántica

Gustavo González, buscado desde el jueves por el homicidio de Carolina Giardino, se ahogó en aguas de la costa atlántica. Su cuerpo fue hallado el domingo a la mañana y reconocido por uno de sus hijos en la morgue del hospital de Mar de Ajó.

Martes 19 de Agosto de 2014

Un constructor de 49 años que se encontraba prófugo por el crimen de su ex mujer, asesinada a puñaladas delante de un hijo de ambos de siete años, fue hallado muerto flotando frente a una playa de la localidad de San Clemente del Tuyú, en la costa atlántica. El cuerpo de Gustavo González fue hallado el domingo a la mañana y reconocido por uno de sus hijos en la morgue del hospital de Mar de Ajó, donde le practicaron la autopsia que determinó como causa de la muerte asfixia por sumersión.

Conocido como "Tony Planeador" en el ambiente de las competencias en cuatriciclos, González era buscado desde el jueves pasado como sospechoso por el crimen de su ex esposa Carolina Giardino ocurrido ese día, cerca de las 14, frente al complejo de departamentos de la localidad bonaerense de Pilar donde la mujer vivía con los tres hijos que habían tenido.

González llegó en su camioneta Toyota Hilux gris y la estacionó a la vuelta del complejo. Luego se encontró con su ex mujer en la puerta para ver al nene más chico, de 7 años y con síndrome de Down. El hombre se llevó al pequeño a la camioneta con la excusa de que quería darle un juguete y allí empezó una discusión que fue presenciada por una amiga de la víctima.

Carolina, oriunda de la ciudad de Santa Fe, terminó tirada en la calle gravemente herida de dos puñaladas, una en el tórax y otra en la ingle. Antes de morir aseguró que su ex la había atacado.

El sospechoso huyó y se llevó al niño, a quien dejó en la casa de su propia madre, de 82 años, en el barrio porteño de Belgrano. Desde entonces fue buscado sin éxito en más de una decena de allanamientos en distintos puntos del país.

Edén. Luego de tres días de búsqueda infructuosa, el cuerpo de González fue hallado el domingo a las 7 de la mañana en la orilla de la playa a la altura del balneario "Eden", en la localidad balnearia de San Clemente del Tuyú. Fuentes allegadas al caso revelaron que el hombre vestía un pantalón de neoprene debajo de un jean, buzo y bufanda, pero no tenía calzado.

Al ser revisado, los policías descubrieron dos tatuajes, uno en el omóplato derecho y otro en el brazo izquierdo. Eso les hizo presumir que podía tratarse del sospechoso del femicidio de Pilar, por lo que alertaron a la comisaría de esa localidad del norte del conurbano. Luego enviaron una foto del rostro del ahogado y se obtuvo un reconocimiento positivo por parte de un amigo del prófugo.

En razón de ello, durante la madrugada, una comisión policial de la seccional que investigaba el femicidio viajó con el hijo mayor de González a Mar de Ajó, donde el joven reconoció oficialmente el cadáver.

La autopsia determinó que había fallecido ahogado y que llevaba entre 12 y 24 horas muerto desde el momento del hallazgo, es decir, desde las 7 de la mañana del domingo. En ese marco, los investigadores hallaron la camioneta de González en un médano del paraje conocido como Punta Rasa, al norte de San Clemente del Tuyú.

Los pesquisas determinaron que el sospechoso se había cortado el pelo al ras, por lo que creen que había intentado cambiar su fisonomía para no ser descubierto.

empalme graneros

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS