Policiales

Pidieron la inhibición del juez Vienna en la causa que investiga a Los Monos

Los abogados defensores de uno de los 36 procesados en el expediente vuelven a la carga contra las actuaciones del magistrado al frente de la causa que investiga el accionar de la banda de Los Monos.

Viernes 15 de Agosto de 2014

Tres meses después de que el camarista Otto Crippa García rechazara un pedido de recusación y ratificara al juez de Instrucción Juan Carlos Vienna al frente de la causa que investiga el accionar de la banda de Los Monos, los defensores de uno de los 36 procesados en el expediente vuelven a la carga contra las actuaciones del magistrado. Amparados en el fallo de la Cámara de Casación que avaló la competencia de la Justicia federal para investigar todos los delitos conexos con el narcotráfico, Paul Krupnik y José Nanni presentaron ayer ante el juez federal Carlos Vera Barros el pedido de inhibitoria del magistrado provincial. En buen criollo, le pidieron a Vera Barros que se haga cargo del expediente ya que el mismo se originó en un crimen que, a su entender y a partir de pruebas recolectadas, está ligado al comercio de estupefacientes.

La presentación fue hecha por los abogados del policía Sergio Raúl Blanche, uno de los procesados en la causa que se inició el 8 de septiembre de 2012 cuando acribillaron a balazos a Martín "Fantasma" Paz. La investigación llevada adelante por el juez Vienna y la División Judiciales de la policía permitió llegar a las entrañas de la banda de Los Monos, el clan que desde el barrio Las Flores operaba en distintos delitos, principalmente el narcotráfico. Desde entonces se planteó una discusión por la competencia del expediente ya que el homicidio debe ser investigado por la Justicia provincial pero el narcotráfico es un delito federal.

Otra causa y un fallo. En ese marco, aunque a partir de la apelación presentada por el fiscal federal Juan Murray en la causa que investigó el ataque a tiros contra tres militantes del Movimiento Evita en Nuevo Alberdi en enero de 2013, esta semana se conoció un dictamen de la Cámara de Casación Penal que avala la competencia de la Justicia federal en todos aquellos delitos conexos al tráfico de drogas. A través de una resolución de la Sala 3 conformada por los jueces Eduardo Rafael Riggi, Liliana Elena Catucci y Ana María Figueroa, el tribunal manifestó que las víctimas del caso en cuestión "eran columnas vitales para la pesquisa del gran comercio de drogas, de donde separarlos del asunto que generaba su colaboración importa un claro menosprecio de su real valía a título personal y para el proceso penal. De ahí que simplemente, a través de la lógica y de la razón, se imponía decidir en un sentido justamente inverso al que correspondía, que no era otro que resolver la identidad de la Justicia federal para conocer en total envergadura las conductas de ilicitud".

Motivo excluyente. Teniendo en cuenta esos conceptos, Krupnik y Nanni remarcaron que desde un primer momento quedó claro que "el único y excluyente motivo del homicidio (de Paz) se vinculó a actividades relacionadas con la ley de drogas y que por eso se debía remitir la investigación al fuero federal". Sin embargo, dicen, "el juez Vienna continuó y avanzó emitiendo decenas de órdenes de allanamientos donde sesolicitaba a la policía que entre otros elementos secuestrara drogas, balanzas, elementos de fraccionamiento y corte, etc".

Y sostienen que "el juez Vienna avanzó deteniendo e indagando a personas en una causa en la que les atribuye «el haber tomado parte de una asociación o banda destinada a distintos delitos, así como al tráfico de estupefacientes»".

Finalmente, dicen, "Vienna debió declararse incompetente en razón de la materia y remitir todas las actuaciones y no simples fotocopias de procedimientos efectuados a la Justicia federal. Pero nada de ello hizo y por lo tanto incurrió en una nulidad de orden general por implicar la violación a normas constitucionales".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS