Policiales

Otorgan la prisión domiciliaria a ex jefe policía ligado a un narco

Alejandro Druetta está procesado como "jefe de una estructura narco". Accedió al beneficio por "problemas familiares" y la "emergencia penitenciaria"

Domingo 08 de Diciembre de 2019

El ex jefe de Contrainteligencia de la Policía de Investigaciones (PDI), Alejandro Druetta, quien está procesado por liderar una banda narco en el marco de una causa que lleva adelante la Justicia Federal, recibió el beneficio de la prisión domiciliaria debido a “la situación familiar que atraviesa y la emergencia penitenciaria que rige desde marzo pasado”, según explicó el juez Marcelo Bailaque en su resolución.

   El pasado 1º de julio Druetta fue procesado por el magistrado junto al ex policía Juan Angel Del Mastro al considerarlos “jefes organizadores de una estructura dedicada al narcotráfico”. La acusación contra quien se desempeñara como jefe de Inteligencia Zona Sur de la ex Drogas Peligrosas, se centró en su relación con Ignacio Actis “Ojito” Caporale, quien espera en la cárcel de Ezeiza un juicio oral y público.

   Según el juez, los policías le impartían órdenes a “Ojito” para hacer negocios con estupefacientes, por un lado, y recibir información sobre vendedores de drogas a fin de detenerlos y afianzar su carrera policial con procedimientos positivos.

   Druetta ya había sido procesado en mayo de 2018 por confabular para que “Ojito” Actis Caporale realizara su actividad narco en la zona de Venado Tuerto, cuando el policía actuaba como jefe de Drogas Peligrosas en esa regional. El procesamiento de julio pasado es un desprendimiento de aquella causa que impulsó la Procuración de Narcotráfico (Procunar) y la Fiscalía a cargo de Claudio Kishimoto.

   En ese marco la defensa de Druetta, a cargo de Gabriel Navas y Gonzalo Rucci, pidió a la Justicia Federal la excarcelación de su cliente, quien dijo que debe “ponerse al cuidado de su hijo porque sufre de una discapacidad y se vio muy afectado por el arresto de su padre”; y además por la “declaración de emergencia penitenciaria que rige desde el 26 de mayo y por el término de tres años”. Así las cosas, el ex comisario que supo tener buena consideración en las autoridades del Ministerio de Seguridad de la provincia, volverá a su casa bajo el control de una pulsera electrónica.

La otra cara

Mientras Druetta recibió el beneficio de la prisión domiciliaria, quien no corre con el mismo destino a pesar de haber cumplido tras las rejas casi el total de la condena a seis años de cárcel impuesta en octubre 2015 por encubrir las actividades de un narcotraficante y coaccionar a la líder de una ONG que denuncia la venta de drogas, es el ex jefe de la policía santafesina Hugo Damián Tognoli.

   El ex titular de la fuerza santafesina sigue alojado en el penal de Las Flores, en la capital provincial, donde reingresó por disposición de la Justicia Federal el pasado 10 de octubre. Desde entonces, en al menos dos oportunidades tuvo que ser trasladado al Hospital José María Cullen por el deterioro de su salud y su defensa ya presentó todos los recursos para que se le otorgue la libertad condicional.

   Tognoli ya había estado preso cinco años y tres meses en el marco de una causa originada en los Tribunales Federales de Rosario en la que resultó absuelto por lo que fue liberado el 7 de junio de 2018.

   Tras ello se le computó el tiempo que pasó en prisión para aplicárselo a la condena firme que pesa sobre él, se le realizaron los informes ambientales, psíquicos y penitenciarios de buena conducta correspondientes y todo ello arrojó la posibilidad de que se le otorgue, como mínimo, la libertad provisional o asistida. Sin embargo, las lupas con las que la Justicia mide los casos parecen ser diferentes.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario