Policiales

Matan de cuatro tiros a un albañil e investigan posible venganza

Reinaldo Gonsebat fue asesinado a las 6 de ayer, en la zona oeste de Rosario, luego de discutir con tres hombres que "podrían haber sido conocidos", dijo un pesquisa.

Sábado 02 de Enero de 2016

Un albañil de 47 años fue asesinado de al menos cuatro balazos en el amanecer del primer día del año por tres hombres que lo emboscaron en un cruce de la zona oeste de la ciudad.

Al cierre de esta edición, los investigadores policiales y judiciales no habían determinado en forma fehaciente la motivación del crimen, pero manejaban dos hipótesis. Una de las teorías es que el homicidio se desató en el desenlace de un intento de robo, aunque los agresores no se llevaron nada. La otra posibilidad es que los motivos del asesinato hay que buscarlos en un acto de venganza.

De visita. Una fuente policial señaló que Reinaldo Gonsebat, de 47 años, estaba separado y vivía en una casa ubicada en Saavedra al 3600. Su ex esposa y su hija de cinco años ocupaban una casilla en un asentamiento precario situado a unos cincuenta metros de Montevideo y Levene (a la altura de Montevideo al 7500). El barrio está poblado también por viviendas de material donde viven personas de clase media, en una zona de zanjas a cielo abierto. El paisaje se completa con un descampado con juegos infantiles.

Al parecer, el jueves a la noche Reinaldo fue a visitar a la nena para compartir el festejo del nuevo año. Y en las primeras horas de ayer, se subió a una moto Corven de 110 centímetros cúbicos, recorrió unos pocos metros por Levene, una calle paralela a Circunvalación y se detuvo.

Cuando había transcurrido media hora de las 6 de la mañana, Gonsebat estacionó la moto en Levene y comenzó a tomar unas cervezas con unos amigos.

A los tiros. En ese momento aparecieron en escena tres hombres. "Tres personas se acercaron y luego de un intercambio de palabras le efectuaron los disparos", explicó un vocero policial. Luego de ocurrido el hecho, los agresores se esfumaron corriendo.

Uno de los proyectiles que recibió el albañil le atravesó la nuca. Otro impactó en el pecho y le perforó el tórax. Otros dos balazos le atravesaron el brazo y la pierna izquierda. Malherido, Gonsebat se derrumbó malherido. Un rato después, un patrullero de la subcomisaría 22ª lo trasladó al Hospital Eva Perón, de Granadero Baigorria, donde su vida se apagó a poco de arribar.

Teorías. Ayer a la tarde los pesquisas contaban con pocas certezas con relación a la motivación del crimen. Una de las posibilidades es que el ataque haya ocurrido en el epílogo de un intento de robo, pero esta teoría no la podían sostener con firmeza.

"Cuando llegamos a la escena del crimen estaba la moto y la víctima tenía consigo la billetera y el celular", comentó una de las fuentes consultadas. A su vez, un vocero de la fiscalía de Homicidios indicó que tal vez quienes lo atacaron eran "conocidos" de Gonsebat.

Las detonaciones alertaron a un vecino que salió a la calle y entoces vio al albañil tirado en la vereda así como a dos hombres que escapaban del lugar. "Algunos testigos dijeron que los agresores no eran del barrio", comentó un oficial que sigue de cerca del caso. Este dato tiene vinculación con la posibilidad de que al albañil lo hayan asesinado por una disputa que mantenía con personas de la barriada.

En ese marco, ayer a la tarde ninguno de los vecinos consultados por LaCapital dijeron que no conocían cómo se había desencadenado el cruento incidente. "No escuchamos los tiros porque a esa hora estábamos durmiendo", coincidieron un hombre cincuentón y una mujer que viven en la cuadra.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario