Policiales

Lo buscaban por un crimen y ayer se entregó en Fiscalía

Nahuel V. será imputado mañana por el homicidio de Walter Sánchez Rivero, un carpintero de 34 años asesinado a puñaladas el 21 de septiembre.

Martes 01 de Octubre de 2019

Un joven de 20 años se presentó ayer en la Fiscalía de Homicidios y quedó detenido como sospechoso del crimen de Walter Sánchez Rivero, un carpintero paraguayo de 34 años asesinado de dos puñaladas la noche del pasado 21 de septiembre en la puerta de su casa de Empalme Graneros. Nahuel V. será imputado mañana por la fiscal Georgina Pairola que además podría acusarlo por la tentativa de homicidio de Félix Darío V., un amigo de la víctima de 36 años que fue baleado en el mismo episodio aunque las heridas sufridas no pusieron su vida en peligro.

Rivero vivía con su mujer Nora en una humilde casa de Olavarría al 1500 bis, en el barrio Empalme Graneros al que había llegado 25 años atrás desde Paraguay. La pareja tenía dos hijos y esperaba otro, ya que la mujer cursa un embarazo de cinco meses.

Según pudo relatar Nora a este diario al día siguiente del crimen, Walter estaba con un amigo al que no conocían más que por su apodo "Negro" tomando cerveza abajo de un árbol pelado en la puerta de su casa. En ese marco, alrededor de las 23 apareció en la cuadra un auto negro —al parecer Renault— con seis ocupantes y una moto que pudo ser una Honda Wave o una Yamaha Cripton de la cual bajaron dos personas. No obstante, en el barrio se indicó que también al menos un joven bajó del auto.

Al verlos llegar el Negro corrió hacia el interior de la casa de Rivero mientras le disparaban. Un proyectil le rozó el abdomen y otro el cuello, pero no le provocaron heridas. En tanto, el carpintero pudo esquivar las balas pero entonces fue abordado por uno de los agresores quien le aplicó dos puñaladas: una en el abdomen y otra en el pecho, cerca del corazón. Si bien fue llevado por un vecinos hasta el Hospital Alberdi cuando llegó ya estaba muerto.

Buscaban al Negro

Al día siguiente su pareja contó escuetamente que Rivero "no tenía problemas con nadie" pero que su amigo —al parecer, en alusión a Félix V.— "es alcohólico y siempre se mete en líos: por eso vino el sábado, porque sabía que mi marido lo iba a defender y no le iba a cerrar la puerta en la cara. A ese muchacho era al que buscaban, no a mi marido", resaltó la mujer, a quien le dijeron que una semana atrás había gente merodeando el barrio y preguntando por el Negro.

En ese contexto, en el vecindario apuntaron contra "uno de los pibes que fue a buscar al Negro, que tiene una novia acá nomás por Olavarría.

Todos lo conocemos, son del barrio 7 de Septiembre y venden droga", aseguró un vecino. "Pero nadie quiere hablar —agregó— porque los que mataron a Walter son transeros".

Por su parte, al relatar su versión a la policía el Negro V. dijo desconocer a los agresores, según indicaron los voceros policiales consultados, que agregaron que a partir de dichos de testigos cuya identidad se mantiene en reserva se pudo individualizar entre los sospechosos a Nahuel V.

El joven de 20 años se presentó ayer a la mañana en la Fiscalía y Pairola ordenó que quedara detenido como presunto autor de los delitos de homicidio y tentativa de homicidio calificado que, en principio, le imputará mañana en una audiencia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS