Policiales

"Leo las causas todos los días para saber por qué estoy preso"

Domingo 10 de Mayo de 2015

Hugo Tognoli está con procesamiento firme en dos causas tramitadas ante la Justicia federal. En la primera de ellas, instruida en la capital provincial, está acusado de encubrimiento agravado en favor del narcotraficante Daniel “Tuerto” Mendoza. Junto a él también irá a juicio el ex subjefe de Inteligencia de Drogas Peligrosas José Luis Baella. Los dos, con el agente Mauricio Otaduy, también están implicados por “coacción” en perjuicio de Norma Castaño, titular de la ONG Madres Solidarias, quien denunció la connivencia entre policías y narcos.
 
“El problema de la señora Castaño es personal. Ella estuvo casada con el sargento Marinacci, quien prestaba servicios en Drogas Peligrosas y del cual se separó. Entonces se juntó con oficial principal Britos, que prestaba servicios en la misma dependencia. Si uno busca en Google la nota «Yo acuso», esa mujer el 8 de enero de 2008 copia una denuncia que ya había realizado en 2003 contra las autoridades de Drogas de aquel momento y que le fue rechazada. En 2003 fue porque su primer marido fue relevado de la sección. Por entonces yo trabajaba en Judiciales. Cuando en septiembre de 2010 su nueva pareja choca un auto oficial de la Direccion de Drogas, el informe de la comisaría dice que tenía aliento etílico y no tenía carné habilitante para conducir. Por eso fue desplazado y la señora Castaño me pidió que no le hiciera sumario al marido y que yo como jefe afrontara los gastos. Yo decidí iniciarle sumario y no trasladarlo desde Esperanza a Santa Fe. Entonces ella hizo una denuncia igual a la de 2003”, dijo Tognoli.
 
— ¿Entonces es una revancha?
 
— Son inventos. El problema de la señora Castaño es con sus maridos. Y encima aprovecha su posición para participar en política. Fue candidata a diputada provincial en la lista de Oscar “Cachi” Martínez (Frente Renovador).
 
— ¿Usted ordenó filmar un video para extorsionar a Castaño y que retire la denuncia en su contra?
 
— Yo de ese video me enteré con posterioridad a que el mismo fuera remitido a la Justicia y mal puedo querer coaccionar a alguien con un elemento que no tengo. Supuestamente yo mandé a filmarla para extorsionarla a fin de que levante la denuncia en mi contra, denuncia que no puede levantar porque el titular de la acción es el Ministerio Público Fiscal y no ella.
 
— ¿Usted piensa que en un juicio oral va a tener las pruebas para dar vuelta la acusación?
 
— La señora Castaño declara el 11 de mayo de 2011 ante la Fiscalía que Daniel “Tuerto” Mendoza no vendía más drogas y que la amenazaron con que si seguía con las denuncias le iban a plantar la droga. Entonces, si Mendoza no vendía más, cómo podría yo ayudar a Mendoza para evadir la accion de la Justicia. Aparte resulta obvio que si Mendoza dejo de vender drogas lo hizo porque no tenía cobertura policial y porque tenía miedo a que lo investiguen. Y es por eso que Mendoza, según relata Castaño el 23 de mayo, se iba a ir de Santa Fe. Si el tenía acuerdos con la policía ¿por qué se iba a ir? Es contradictoria Castaño y además es vidente, porque el 7 de octubre de 2012 declara en Fiscalía que a la denuncia la hizo el 3 de marzo porque sabía que la habían filmado, pero el video es del día 22.
 
— ¿Por qué recuerda días, fechas, fojas?
 
— Porque leo la causa todos los días y quiero encontrar una razón o motivo que me dé indicios para saber por qué estoy procesado. Cómo puede ser que la Fiscalía me acusa de no investigar a Mendoza si en el oficio que me mandan no dice eso. Del registro de causas no salió entonces el nombre de ese Daniel Mendoza.
 
— Castaño también denunció que Mendoza le ofreció plata para que retire la denuncia...
 
— Esa señora dice que dejó constancia de eso en una escribanía y que a posteriori recibió la plata y la depositó en esa escribanía. Pero el 4 de abril de 2013, al declarar en Fiscalía, no recordaba en que escribanía había hecho la denuncia y el depósito. Y la Fiscalia, ¿por qué no ofició al Colegio de Escribanos a ver dónde estaba ese dinero? No hay constancia alguna de eso.
 
— ¿Usted conoció a Carlos Ascaíni, el narco de Villa Cañás al que supuestamente protegía?
 
— No conocí ni a Ascaíni, ni a Mendoza.
 
— En la causa que instruye la Justicia federal de Rosario hay dos pruebas importantes. El uso de una clave del Registro Automotor con la cual se detectó que autos de la Policía de Seguridad Aeroportuaria seguían a Ascaíni y un mensaje de texto del ex policía Ledesma que le dice a la dueña de un prostíbulo en Venado Tuerto que para vender drogas hay que arreglar con usted y comprarle a Ascaíni...
 
— Pero Ledesma dijo después que eran sólo rumores. A fojas 1396 del expediente se lee que el comisario Alenadro Druetta investiga a Ascaíni y a Aldo Orozco e informa la versión de que éste le pagaba 30 mil pesos a la Brigada de Drogas del departamento General López, es decir al mismo Druetta, para trabajar tranquilo. Por lo que puedo presumir que es sólo un comentario de la zona.
 
— ¿Y en cuanto al uso de la clave para saber de quién eran los autos que seguían a Ascaíni?
 
— Hay una gran confusión en los jueces y camaristas sobre eso. Ya lo dijo el juez Carlos Vera Barros cuando dictó la falta de mérito y conforme a los dichos del perito Likerman: el único con acceso a la base de datos es el usuario de la clave. Y si yo no tengo clave, no tengo acceso y no soy usuario, ¿cómo hago para controlar? Es lo mismo que controlar todos los correos electrónicos de los policías de la provincia sin tener claves. Aparte, el hecho de constatar la patente de un vehículo oficial no es delito alguno. La clave se entrega como una herramienta de trabajo, al igual que el arma reglamentaria. Entonces, si un policía sale y mata o roba con el arma reglamentaria, ¿es responsable el jefe policial? Esto es una barbaridad. ¿Cómo puedo saber a 400 kilómetros de distancia que una persona chequeó una patente? Si el juez repite en dos oportunidades que el responsable de la clave es el usuario, en ese caso el comisario Norberto Fernández, ¿por qué estoy procesado yo?
 

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS