Policiales

La rueda de reconocimiento fue negativa y el sospechoso de cometer delitos sexuales quedó en libertad

Siete de las ocho víctimas que asistieron a la identificación, dijeron que el hombre de 33 años que fue detenido ayer no fue quién cometió los ataques sexuales. "No hubo coincidencia", aseguró el vocero de Fiscalía.

Viernes 12 de Julio de 2019

La rueda de reconocimiento al hombre detenido ayer sospechado de ocho ataques sexuales fue negativa. Siete de las víctimas que participaron de la identificación coincidieron en que el sujeto de 33 años no fue quién cometió los ataques sexuales.

Ahora los investigadores intentan encontrar el vehículo con el que se trasladaba el atacante, que fue registrado por una cámara de seguridad de la Municipalidad.

El vocero de Fiscalía, Sebastián Carranza, confirmó luego de culminar la rueda de identificación que "todas las víctimas son coincidentes en no reconocer a esta persona como el atacante".

>> Leer más: Arrestaron a un hombre sospechado de cometer ocho ataques sexuales

"Las características físicas que llevaron al sujeto a esta rueda de reconocimiento, no fueron confirmadas por todas las víctimas que hicieron un reconocimiento individual", agregó para explicar que al detenido de 33 años se le procederá a realizar una muestra de sangre y luego recuperará su libertad. "No está acusado ni imputado", aclaró.

>> Leer más: "Cuando vi el fotofit supe que era quien me había asaltado"

Además Carranza también reveló que una cámara de seguridad registró uno de los ataques por lo cual podría identificarse al vehículo con el que se trasladaría el atacante. "Es una motocicleta que coincide con el relato de las víctimas de todos los hechos pero que todavía no se ha podido encontrar", dijo el vocero.

"En una cámara de un domo municipal en uno de los hechos se puede ver la patente aunque hay un elemento que no permite ver los números en su totalidad, en eso se está trabajando", adelantó.

El hombre había sido detenido acusado de "haber abusado sexualmente de ocho mujeres, consistiendo su accionar en lo siguiente: en seis casos ingresar a los comercios en los que las mismas trabajaban para, con la excusa de ofrecer servicios de seguridad y/o efectuar una compra, tocarlas en sus partes íntimas como así también y en relación a una de ellas, obligarla a que le practique sexo oral. En otros dos casos, increparlas en la vía pública con la misma finalidad de abuso sexual con acceso carnal. A su vez, y en todos los casos, sustraerles sus pertenencias".

La fiscal tipificó el delito en la figura penal de "abuso sexual con acceso carnal (tres hechos), abuso sexual simple (cinco hechos) y robo (ocho hechos)". Asimismo, dispuso "que se soliciten los antecedentes del detenido, se le hagan fotografías, fichas dactiloscópicas y quede incomunicado".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario