Policiales

Investigan lazos de Luis Paz con el titular del club Unión

Pese a estar preso, su nombre como el del representante Francisco Lapiana vuelven a escena.

Domingo 31 de Marzo de 2019

En el marco de la causa de la Justicia Federal que mantiene detenido al rosarino Luis Paz como líder y organizador de una banda narco que abastecía a gran parte de la región, trascendieron escuchas telefónicas en las cuales el padre de Martín "Fantasma" Paz (asesinado en septiembre de 2012 en un crimen que aún está impune) habla con una mujer en relación al pase de un jugador que se inició en las divisiones inferiores de club Unión de Santa Fe, tuvo un breve paso por Tiro Federal de Rosario, recaló en el fútbol italiano y actualmente milita en San Lorenzo de Almagro.

En el medio de esos diálogos, aparece un personaje clave: Francisco "Pelado" Lapiana, un representante de jugadores vinculado a la banda de Los Monos que fue a juicio oral con el resto del clan Cantero pero logró ser absuelto por el beneficio de la duda.

El 10 de diciembre del año pasado, por orden de la Justicia Federal santafesina, Luis Paz fue detenido como sospechosos de liderar una banda narco con ramificaciones en las provincias de Santa Fe, Entre Ríos, Corrientes y también en Paraguay. Con Paz también cayeron otros sujetos que tenían distintos roles en la estructura de venta de drogas, entre ellos un arquitecto santafesino de renombre, llamado Andrés Cantelli.

Escuchas

Paz, padre del "Fantasma", a quien asesinaron en 27 de Febrero y Entre Ríos el 8 de septiembre de 2012, simulaba tener una actividad económica holgada producto del servicio de transporte de cargas. Aunque en realidad, y de acuerdo a la investigación que llevó adelante el fiscal federal santafesino Walter Rodriguez, el crecimiento patrimonial de Paz estaba dado por las ganancias que le dejaba el negocio ilegal de drogas.

En ese marco se ordenó intervenir su teléfono y se detectó un llamado entre el principal sospechoso y quien sería su amante, una rosarina llamada Cinthia Amarillo, también bajo la lupa judicial como parte de la organización delictiva.

El 29 de octubre del año pasado, y cuando aún estaba libre, Paz tenía su teléfono intervenido y se comunicó con Cinthia Amarillo, a quien le habló de un encuentro que tuvo con su ex cuñado en Mendoza. Paz estuvo casado con Ana María Ferrari, que reside en aquella provincia cuyana desde la separación. Allí formó una nueva pareja y la acompañan algunas de las hijas que tuvieron con Paz en su matrimonio.

De acuerdo a las transcripciones de esas escuchas telefónicas a las que accedió el portal santafesino "zonacriticaonline.com", el cuñado de Paz le pide que lo contacte con el presidente de Unión, Luis Spahn, ya que éste tenía los derechos de formación de Gianluca Ferrari, un aguerrido defensor que actualmente está en San Lorenzo de Almagro, el mismo club por el cual pasó casualmente el actual delantero de la selección nacional y el Atlético de Madrid, Ángel Correa, también representado en su momento por Lapiana y quien estuviera citado a declarar en el juicio que se le siguió a Los Monos debido a sus vínculos con uno de los líderes de la banda, Ramón Ezequiel "Monchi" Machuca.

Estaba con Los Monos

Indignado, en esa conversación Paz le cuenta a su amante que estaba furioso porque el presidente de Unión lo vinculó al hermano de su ex esposa y padre de Gianluca con Francisco Lapiana pasándolo por alto a él. "Ese hijo de puta que estaba con los negros que van a ser condenados (Los Monos), entonces, se cagó en la muerte de su sobrino, así que no lo miro más", se ofuscó.

Es que para Luis Paz, quien fue uno de los impulsores de la causa que la Justicia provincial le instruyó a la banda de Las Flores y colaboró con el juez Juan Carlos Vienna en la pesquisa, fueron los Cantero los que ordenaron la muerte de su hijo Martín, presumiblemente, por un deuda impaga en el negocio de las drogas.

El contacto entre Paz y Spahn se habría dado en el Country Los Molinos, en la zona noroeste de la ciudad de Santa Fe y a pocos kilómetros de Recreo, en donde el presidente de Unión tiene varios subloteos.

Lapiana fue absuelto por el tribunal que juzgó a Los Monos a pesar que la Fiscalía había pedido 6 años de cárcel por asociación ilícita y por considerarlo pieza clave en el lavado de dinero de la banda criminal rosarina. Y saltó a la popularidad cuando vendió al juvenil Angel Correa a San Lorenzo con tan solo 15 años. Antes, había pretendido quedarse con un porcentaje del pase millonario de Ever Banega, de Boca al Valencia de España, realizado en 26 millones de dólares. Pero parece que no pudo hacer lo mismo con el hijo del ex cuñado de Paz. Vale recordar que también tuvo causas el manejo de dinero falsificado.

Dudas

En este caso, la duda radica en determinar qué vínculo tenía el presidente de Unión, Luis Sphan, con Gianluca Ferrari. Y si negoció en privado (en tanto supuesto titular de los derechos de formación del juvenil) una venta a San Lorenzo por medio de los servicios de Lapiana después de que el joven jugara en Italia.

Eso que enfureció a Luis Paz, también sobrevuela como interrogante entre los dirigentes del club de la avenida López y Planes de la capital provincial. "¿Spahn es socio, o lo fue, de un integrante de la banda de Los Monos para vender o colocar jugadores?", se preguntó un dirigente de la oposición al actual conductor de la entidad unionista.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});