Policiales

Hallaron el cuerpo de un hombre asfixiado y con droga en los intestinos

Un hombre fue encontrado hoy asfixiado con una bolsa en la cabeza y al menos 30 cápsulas de cocaína en sus intestinos, al costado de un camino de tierra de la localidad bonaerense de Solís, en el partido bonaerense de San Andrés de Giles.

Jueves 31 de Enero de 2008

Buenos Aires.- Un hombre fue encontrado hoy asfixiado con una bolsa en la cabeza y al menos 30 cápsulas de cocaína en sus intestinos, al costado de un camino de tierra de la localidad bonaerense de Solís, en el partido bonaerense de San Andrés de Giles, indicaron fuentes judiciales y policiales.

Los investigadores creen que la víctima, de entre 40 y 50 años y aún no identificada, era una mula del narcotráfico y que el crimen está vinculado a una disputa por drogas.

El cadáver fue hallado a las 7.30 a treinta metros de la ruta 193,  a la altura de su kilómetro 33,500, por la dueña de un tambo de la  zona, que de inmediato avisó al destacamento policial de Solís.

Fuentes policiales y judiciales precisaron que el cadáver es de un hombre de tez morena, pelo oscuro, vestido con camisa a cuadros blanca y azul, pantalón azul y tenía puesto un  solo zapato símil charol.

Un jefe policial indicó que la víctima tenía una bolsa de  residuos negra que le cubría la cabeza y estaba atada a su cuello  y que al retirar el nylon se vio un rastro de sangre en la nariz.

El médico forense que lo revisó en el lugar sólo notó que la  víctima tenía un golpe en la cabeza y otro en el rostro, pero no  advirtió ninguna herida de bala ni de arma blanca, por lo que no se pudo determinar la mecánica de la muerte a simple vista.

Los peritos sí establecieron desde el principio que el hombre  tenía una data de muerte de pocas horas, ya que aún conservaba  temperatura corporal y no había rigidez cadavérica.

Los investigadores determinaron que la víctima había sido  arrojada donde fue encontrada entre las 7 y las 7.30, ya que media  hora antes del hallazgo la misma mujer que vio el cadáver pasó por  el lugar y no estaba.

Las fuentes señalaron que en el camino de tierra se hallaron  huellas de neumáticos de dos vehículos por lo que creen que el  cuerpo fue arrojado desde uno de ellos.

En tanto, la víctima no había sido identificada hasta esta  noche, ya que no llevaba ningún documento entre sus ropas, pero lo  más distintivo es que tenía una importante cicatriz de una  operación en la columna de tiempo atrás.

Según las fuentes, los peritos le tomaron las huellas dactilares para cotejarla con la base de datos policiales con las  identidades de las personas que tienen antecedentes penales.

“Por el momento, no tenemos ninguna denuncia de paradero en la  zona que se ajuste con esta persona. Creemos que la víctima es de  otra zona y la trajeron hasta aquí para deshacerse del cadáver”,  dijo una fuente judicial.

Cerca de las 12, el cadáver fue llevado a la Morgue Judicial  de General Rodríguez donde los forenses realizaron la autopsia y  comprobaron que en sus intestinos el hombre llevaba al menos 30 cápsulas que contendrían cocaína, dijeron los informantes.

Esta modalidad para transportar droga es utilizada por las  denominadas mulas que trabajan para los narcotraficantes yendo a  los lugares de distribución y comercialización.

Las fuentes judiciales indicaron que la autopsia reveló que la  causa de la muerte fue la asfixia provocada por la bolsa que  cubría la cabeza de la víctima.

En base a estos datos, los pesquisas creen que una de las  posibilidades es que a la víctima la torturaron para que revelara  si llevaba droga consigo o donde podría tenerla oculta.

La única testigo del caso es la mujer que halló el cadáver por  lo que los policías de Solís, San Andrés de Giles y de la  Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) Mercedes  procuran encontrar más personas que pudieran haber visto algo.

El caso es investigado por el fiscal Héctor Zunino, de la  Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 de Mercedes, quien estuvo  presente en el lugar del hallazgo del cuerpo y al frente de las  diligencias. (Télam)

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario