Policiales

Gatillo fácil: la Cámara Penal revisa las condenas a 19 policías por el doble crimen de Medina y Campos

Desde hoy y durante toda la semana se realizarán las audiencias de apelación

Domingo 30 de Mayo de 2021

A partir de hoy y durante toda esta semana la Cámara Penal de Apelaciones de Rosario analizará las condenas a 19 policías sentenciados por el doble crimen de Emanuel Medina y David Campos, acribillados luego de una persecución en junio de 2017 en la zona sur. Cuatro policías están detenidos —dos con prisión perpetua— y el resto cumple en prisión condicional penas de 1 a 3 años luego de un juicio oral realizado a fines del año pasado. Según fuentes judiciales, algunas defensas apelaron los fallos condenatorios y la prisión de algunos de los sentenciados mientras que la querella objetó que todos los acusados hayan sido absueltos del delito de falsedad ideológica agravada.

En audiencias que se prevén extensas y se realizarán mediante videoconferencias, el tribunal de segunda instancia conformado por los camaristas Carina Lurati, Bibiana Alonso y Alfredo Ivaldi Artacho analizará las posturas de las partes y la resolución del tribunal oral durante toda la semana en los tribunales de Balcarce y Pellegrini, para dar a conocer su resolución en un plazo que, habida cuenta la extensión de las audiencias, podría extenderse.

Balas a mansalva

Campos, un metalúrgico de 28 años, y Medina, comerciante de 32, volvían de festejar con amigos un campeonato de Boca Juniors cuando a media mañana del 23 de junio de 2017 varios patrulleros empezaron a perseguirlos por una cuestión de tránsito. Tras casi media hora de corridas por la zona sur, el Volkswagen Up de las víctimas se estrelló contra un terminó en Cazadores y Callao, en barrio Las Delicias. En segundos ambos fueron acribillados por una lluvia de balas policiales: Medina, al volante, recibió nueve y tres alcanzaron a Campos.

>>Leer más: "Los mataron a sangre fría porque los que estaban en el auto no tiraron"

El policía Alejandro Bustos se bajó y disparó por lo menos diez veces, Marcelo Adolfo Escalante dos y Leonel Emiliano Mendoza realizó un disparo que le fraccionó la médula a Campos. Por último se activó el llamado “protocolo de encubrimiento”: se ocultaron vainas, se plantaron dos armas en el auto de los muchachos, se bajaron las ventanillas y se falseó un acta que firmaron policías de las dos fuerzas que participaron del episodio: el Comando Radioeléctrico y la Policía de Acción Táctica.

A la hora de llevar adelante la acusación contra 19 uniformados el fiscal Adrián Spelta expuso tres momentos: el de la persecución que se inició “por pasar un semáforo en rojo”, los posteriores disparos efectuados por al menos tres efectivos y el encubrimiento que realizaron cuando plantaron dos armas y restos de pólvora en las manos de una de las víctimas.

Luego de interminables dilaciones en torno a la salud mental de Bustos para establecer si era imputable, en septiembre de 2020 comenzó el juicio oral ante el tribunal conformado por los jueces María Trinidad Chiabrera, Román Lanzón y Gonzalo López Quintana. El debate se extendió hasta el 12 de noviembre cuando se emitió una sentencia con condenas para todos.

>>Leer más: Condenan a dos policías a prisión perpetua por el doble crimen en Callao y Cazadores

Bustos y Mendoza fueron sentenciados a prisión perpetua como autores materiales del doble homicidio. Marcelo Adolfo Escalante, que disparó contra la línea baja del auto pero no causó heridos, fue sentenciado a siete años de cárcel. Y Hugo Daniel Baroni, entonces jefe de tercio del Comando Radioeléctrico, a cinco años por encubrimiento doblemente agravado.

En tanto, por encubrimiento doblemente agravado fueron condenados a tres años de prisión condicional los polcías Walter Marcelo Ocampo, Aldo Ricardo Benítez, Fernando Hernán Varela, Alexis Iván Tanneur, Alejandro Luis Bolanio, Claudio Sebastián Canclini, Paola Lorena Cano, Leandro Javier Cardozo, Germán Jesús Mareco, Daniela Carolina Abraham, Pablo César García, Rosa Elena D’Angelo y María de los Angeles Ramírez. Y para Roxana María Ramírez y Jésica Lescano, quienes antes de que empezara el juicio denunciaron que hubo un pacto de encubrimiento y eso motivó el ingreso de ambas a un programa de protección de testigos, recibieron una pena de un año de prisión en suspenso.

Trama de complicidades

“Ese día no hubo enfrentamiento, a David Campos y Emanuel Medina los acribilló la policía cuando estaban inmovilizados, desarmados e indefensos”, sostuvieron desde la Multisectorial contra la Violencia Institucional. Para esta organización, el doble crimen “evidenció una densa trama de complicidades entre agentes de la Policía de Acción Táctica y el Comando Radioeléctrico para intentar garantizar la impunidad; tal como suele suceder en estos casos en los cuales los policías, actuando de manera corporativa, se investigan a sí mismos, alteran la escena de los hechos e instalan versiones falsas de lo sucedido”.

>>Leer más: Quiénes van presos y quiénes cumplen en libertad las penas por el doble crimen de Medina y Campos

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario