Policiales

En un rápido golpe se llevan 8 mil pesos del Yatch Club

Un club náutico de la zona ribereña fue asaltado a primera hora de la tarde ayer cuando la administración se aprestaba a cerrar sus puertas. Los delincuentes no estuvieron en el lugar más de cinco minutos.  

Miércoles 28 de Noviembre de 2012

Un club náutico de la zona ribereña norte fue asaltado a primera hora de la tarde ayer en momentos en que la administración se aprestaba a cerrar sus puertas. Los delincuentes no estuvieron en el lugar más de cinco minutos y, según los investigadores, habrían contado con información precisa acerca de la existencia de dinero en el lugar. El botín obtenido por los malhechores fue de unos 8 mil pesos en efectivo a lo que sumaron los teléfonos celulares de las dos empleadas que se encontraban trabajando en el lugar.

A las 15, y cuando el termómetro marcaba cerca de 30 grados, un Chevrolet Corsa blanco sin chapa patente y con vidrios polarizados se acercó a la cabina de acceso del Yatch Club Rosario, en avenida Colombres 1296. Uno de los dos porteros que estaban de turno se aproximó al vehículo a verificar que los tres ocupantes fueran socios del club y al hacerlo uno de los delincuentes se bajó del rodado con un arma en la mano y lo redujo rápidamente. En tanto, el otro agente de vigilancia no tuvo tiempo para percatarse de lo que sucedía y también fue reducido.

Horas más tarde, uno de esos guardias relató a La Capital que fueron tres los asaltantes que llegaron en el auto y que actuaron rápidamente y a cara descubierta. "Entraron armados, insultando y pidiendo que no digamos nada. Nos encerraron en la garita y fueron hasta la secretaría, donde hay una caja fuerte. Pero no sé cuánta plata se llevaron", expresó el custodio.

Bajo control. El portón de acceso al club estaba abierto, como habitualmente se encuentra, con lo que los malhechores pudieron franquear sin mayores problemas la entrada. Una vez en el interior uno se quedó custodiando a los guardias, en tanto los otros dos se dirigieron directamente a la secretaría.

Enrique Bo, presidente de la institución náutica, se mostró más que sorprendido por el robo: "Es la primera vez que nos pasa esto, y hace varios años que prácticamente vivo en el club", dijo el directivo.

Bo sostuvo que "los hombres no parecían nerviosos y tenían entre 25 y 30 años. Entraron al lugar y sin maltratar al personal administrativo comenzaron a revolver todo. No mostraron armas puntualmente, sino que se ponían las manos en los bolsillos y apuntaban hacia las empleadas y les decían que les indicaran dónde estaba el dinero mientras golpeaban la caja fuerte", señaló el hombre en contraposición con la versión policial que sostiene que sí había armas.

Los intrusos se manejaron con mucha cautela dentro de las oficinas. Se desplazaban entre los escritorios revolviendo cada rincón. A pesar de las reiteradas negativas de las empleadas, bajo amenazas finalmente dijeron dónde se hallaba el dinero: "Se llevaron unos 8 mil pesos", dijo Bo. Y agregó que "no es habitual que tengamos esa plata acá, en general las cuotas societarias y los sueldos se pagan por home banking (sistema de acreditación bancaria). Pero quedó un remanente de dinero que no siempre se recauda y lo vinieron a buscar", dijo Bo.

A pesar del disgusto y el asombro, el presidente de la entidad se mostó tranquilo porque "podría haber pasado cualquier cosa, que nos tomaran de rehenes, que maltrataran a la gente y cosas peores", lo que no ocurrió. Y agregó que "el robo no duró más de cinco minutos. Para los empleados fue una eternidad, sobre todo por que los ladrones dieron vuelta cajones y eso ponía nerviosas a las administrativas", aventuró el directivo.

Todo filmado. En el club hay cámaras de seguridad que registraron toda la escena, tanto dentro de las instalaciones como en el acceso, elementos que serán de importancia para la investigación. "Hay una cámara en uno de los postes de luz sobre avenida Colombres y supongo que las imágenes de cómo entraron están registradas. Según los porteros, el auto no tenía una patente identificatoria", dijo el presidente de la institución.

Según fuentes policiales, el robo no duró mas de cinco minutos y fue cometido por "tres hombres con armas de fuego que exhibieron a sus víctimas para amedrentarlos", dijeron desde la comisaría 10ª.

Una vez que los maleantes se retiraron en el mismo auto en el que habían arribado, desde el club llamaron al Comando Radioeléctrico. Entonces un par de móviles hicieron una recorrida por la costa en busca del auto blanco pero no dio resultado. Los delincuentes, evidentemente, tenían un plan que siguieron a la perfección hasta en su rápida fuga del tradicional club de zona norte.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario