Policiales

Condenan a un chico de 18 años al que le ordenaron una balacera en la que hirió a un joven

"Andá a buscar el fierro que vos sabés cómo es", le indicó un hombre de 31 años, ya condenado como instigador. Al chico que disparó le impondrán 5 años y cuatro meses de prisión.

Jueves 29 de Octubre de 2020

Una orden de matar impartida por un hombre con autoridad que dice: “Andá a buscar el fierro, que vos sabés cómo es”. Y esa misma orden acatada por un chico de 18 años que se retira del lugar en moto, regresa en minutos con una nueve milímetros y dispara contra una familia, hiriendo en el abdomen a un joven de 23 años desde un metro de distancia.

El incidente, que ocurrió hace ocho meses en la zona norte de la ciudad, muestra un costado rutinario de las balaceras en el aglomerado urbano de Rosario: ataques basados en directivas que imparten personas jóvenes a ejecutores que aún transitan la adolescencia, en un contexto de venta de drogas. Por este hecho ya está condenado a tres años y medio de prisión el instigador, que tiene 31 años. Y esta tarde aceptará condena el chico que obedeció las órdenes y le disparó a una familia.

El chico que admitió su culpa en este hecho se llama Ever Luque. Será sentenciado a cinco años y cuatro meses de prisión por tentativa de homicidio. Según la acusación del fiscal Pablo Socca, el 20 de abril pasado Ever se encontraba en la esquina de Salvat y Bloomberg, donde se produjo una pelea a golpes de puño. Uno de los que se enfrentaba a trompadas era Ezequiel Troche, dueño de una chatarrería ubicada allí, quien quedó lesionado en la pelea.

Ofuscado por la parte que llevó en la trifulca, según múltiples testigos que escuchaban, Troche le dijo a Ever: “Eh guacho, andá a buscar el fierro, que vos sabés cómo es”. Ever se fue del lugar y regresó en una moto Honda XV 125 junto a un chico de 15 años. Según testigos, Ever bajó de la moto y empezó a disparar contra la familia del contrincante de Troche. Fue entonces increpado por José Gerónimo A., de 64 años, que intentó reducirlo y sacarle el arma. Pero Ever consiguió escurrirse y cuando le apuntó de nuevo a este hombre se interpuso Jonatan G., de 23 años, su nieto, que resultó herido en el abdomen de gravedad al recibir un balazo desde un metro y medio de distancia. Lo internaron en estado reservado en el Eva Perón de Baigorria.

El incidente fue a las 14.40 de esa tarde, en presencia de mucha gente, la mayoría chicos. Alguien llamó a la policía. Tres horas después Ever Luque fue detenido. El chico de 15 años que estaba con él en la moto tenía el arma que, según las pericias, fue la que se usó para abrir fuego, una Browning color óxido calibre 9 milímetros.

En la investigación varios testigos señalaron que Ever Luque es yerno de Ezequiel Troche, que ya está condenado por instigarlo a disparar. Los testimonios coincidentes de los vecinos es que la chatarrería es un lugar donde se comercian drogas. “El grupito está integrado por unos cinco o seis, todos menores, que los tienen para la venta, son todos pibitos”, indicó un testigo que declaró en la audiencia imputativa.

Socca acusó a Ever Luque por tentativa de homicidio agravada por el uso de arma de fuego y por la participación de un menor, y además por portación ilegal de arma de guerra. El juez convocado a homologar el abreviado esta tarde a las 14.30 es Rodolfo Zvala.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS