policiales

Cayó ex funcionario de Seguridad en una causa por amenazas y juego clandestino

Agustín Andereggen fue referente del Ministerio en el Nodo 5. Lo ligan a una banda que maneja las apuestas ilegales en esa zona del oeste provincial.

Jueves 13 de Agosto de 2020

Ocho personas detenidas, entre ellos un ex funcionario del Ministerio de Seguridad provincial, fue el resultado de once allanamientos realizados ayer en la ciudad de Rafaela en el marco de una investigación por privación ilegítima de la libertad, amenazas coactivas calificadas y abuso de armas. El procedimiento fue realizado por agentes de la Policía Federal con órdenes emitidas por el fiscal de la Agencia de Criminalidad Organizada y Delitos Complejos Martín Castellano. Este funcionario es el mismo que se vio sorprendido hace cinco días cuando cayó preso David Alejandro Perona, considerado el rey del juego ilegal en aquella ciudad, en un desprendimiento de la investigación que en Rosario terminó desbaratando una banda dedicada a extorsionar a empresarios y regentear varios casinos clandestinos bajo la protección judicial que le brindaban el ex fiscal regional Patricio Serjal y su subordinado Gustavo Ponce Asahad, ambos detenidos y acusados de cohecho, peculado, transmisión de datos reservados e incumplimiento de los deberes de funcionario.

Tiros y amenazas

Todo se inició la madrugada del 2 de agosto cuando desde un auto balearon una vivienda ubicada en Avanthay al 400, en el barrio 9 de Julio rafaelino. Allí vive el médico Miguel V., de 60 años, quien se despertó tras escuchar tres detonaciones de un arma de fuego que impactaron contra una ventana. Los peritos levantaron de la vereda una vaina servida calibre 22 largo y tres fragmentos de plomo.

Tras ello, los agentes fueron a un consultorio de Lavalle al 500, en el centro de Rafaela, donde reside y trabaja el kinesiólogo Martín V., de 30 años e hijo del dueño de la casa atacada. Allí los policías hallaron un gran desorden y en una habitación un manuscrito que decía "Honrar las deudas"; y sobre una caja fuerte la frase: "Estás muerto".

Ante ello los uniformados convocaron a Miguel V. al lugar y el hombre dijo que no conocía el paradero de su hijo pero sí que algunos días antes tres personas habían ido a su casa asegurando que el muchacho mantenía una deuda de 200 mil dólares generadas con un capitalista de juego por apuestas ilegales en internet. Y agregó que con la misma intención de cobro, esos hombres apretaron y mantuvieron privado de la libertad en su casa a un familiar.

Entre las personas detenidas, cuyas identidades no se dieron a conocer, fue imposible eludir que se encuentra el abogado Agustín Andereggen, quien fuera coordinador del Ministerio de Seguridad provincial en el Nodo Rafaela entre abril de 2018 y diciembre de 2019, durante la gestión de Maximiliano Pullaro al frente del mismo. Los otro apresados fueron identificados como F.A., L.O., L.F., E.D., D.F., J.G. y M.B., en tanto está prófugo E.U.

Llamado de atención

Lo que llamó la atención ayer, en el marco de los allanamientos fue que Castellano diera celeridad a la causa por esos ataques cinco días después de que los fiscales de la Agencia de Criminalidad Organizada y Delitos Complejos de Rosario ordenaran la detención de Perona, por supuestos vínculos con Leonardo Peiti, el rosarino acusado de regentear salas de juego ilegal.

Peiti fue acusado el mes pasado de ser parte de una banda de extorsionadores y en la audiencia imputativa destapó una olla a presión que permitió saber que esa asociación ilícita, de la cual él dice ser una víctima, no solo contaba con protección policial (uno de los miembros de la banda es el detenido comisario retirado Alejandro "Pipi" Torrisi) sino también con la de al menos los fiscales Ponce Asahad y Serjal, ambos en prisión preventiva.

En ese sentido, cuando el viernes pasado allanaron cinco domicilios de Rafaela para dar con Perona, se supo que el fiscal Castellano tenía una causa contra ese hombre desde 2017, cuando fue denunciado por manejar el juego clandestino en esa ciudad, aunque el expediente no mostraba ningún tipo de progreso. Ello hizo suponer a los investigadores que detrás de ese retardo había algún interés y las sospechas llegaron a la comisión bicameral de Acuerdos de la Legislatura que ahora analiza el accionar de Castellano.

Además, voceros del Ministerio de Seguridad dijeron a La Capital que "la Justicia rafaelina más que investigar lo que hacía Perona era proteger estas redes largamente conocidas en la zona y por eso tuvieron que intervenir fiscales de Rosario para encausar la investigación y detener al imputado".

La pata local

¿Qué vincula a "El rey" del juego de Rafaela con Leonardo Peiti? Eso se respondió en la investigación que terminó con la imputación del rosarino y los allanamientos a su casa de Fisherton y otras propiedades de él y sus familiares.

En la vivienda de Peiti, en Morrison al 8000, los pesquisas encontraron dos elementos clave que condujeron a Perona. Un pen drive con varias conversaciones, entre ellas con un número agendado como "David3" que los pesquisas identificaron como el teléfono de Perona.

Además, en la puerta de la finca había un Renault Kwid que Perona había ganado en febrero en un bingo que realizó el Club Atlético Brown de San Vicente. Pero el vehículo, que el abogado de Peiti dijo que su cliente le compró a "El rey" del juego para que lo utilizara su hija, no había sido transferido y eso llevó a pensar a los investigadores que en realidad fue a parar de una mano a la otra como parte de pago de una deuda por el negocio del juego ilegal.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario