Policiales

Caen dos hermanos buscados por el crimen de un vecino

Lucas y Joaquín G. serán imputados mañana por el homicidio de Adrián Prota, muerto de un tiro en el cráneo en junio en Barra al 3400.

Martes 05 de Noviembre de 2019

Dos hermanos que eran intensamente buscados como sospechosos de haber matado a Marcelo Adrián Prota en junio de este año fueron arrestados ayer en el extremo sudoeste de la ciudad. Se trata de Lucas Ezequiel G., de 21 años, y Joaquín Maximiliano G., de 24, quienes fueron hallados en una vivienda del barrio Tío Rolo donde se escondían y serán imputados mañana por la fiscal de Homicidios Georgina Pairola.

Los hermanos G. eran buscados desde el pasado 13 de junio, el día que mataron a Prota en un pasillo del barrio Triángulo y Moderno. Fue minutos antes de las 16 en Barra al 3400 y la víctima, de 28 años, se encontraba junto con un hermano frente a un galpón propiedad de su familia cuando pasaron dos hombres a bordo de una moto de 150 centímetros cúbicos, uno bajó y comenzó a dispararles.

La situación produjo una corrida hasta la puerta del pasillo de enfrente donde Marcelo cayó malherido con un balazo en la cabeza. Entonces su hermano Francisco y el padre lo llevaron al Hospital de Emergencias Clemente Alvarez (Heca), pero al llegar el muchacho ya estaba muerto.

En la escena del crimen se recogieron al menos cuatro vainas servidas de los calibres 9 y 22 milímetros. También se constató que no había videocámaras en la zona para poder identificar a los sospechosos. Sin embargo, al entrevistarse con personal de Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) horas después del crimen, Francisco les dijo a los efectivos que los agresores habían sido los hermanos G. Explicó que hacía un par de semanas que tenían una bronca porque uno de los agresores, al parecer Lucas, solía estacionar un vehículo frente al portón del galpón y no quería correrlo, lo cual les impedía el acceso a sus dueños.

Búsqueda

Con esos datos la fiscal ordenó la detención de los hermanos G. Esa misma noche, al recibir un dato que los ubicaba en inmediaciones de la terminal de ómnibus Mariano Moreno con intenciones de viajar hacia la provincia de Corrientes el personal de Homicidios a las órdenes del subcomisario Diego Sánchez los buscó en la estación con resultado negativo. Incluso los buscaron en las listas de pasajeros de las tres empresas que tenían viajes con ese destino y no estaban.

Esa misma noche fueron a buscarlos en una vivienda de pasillo de Barra al 3300, muy cerca de donde vivía la víctima en Legarza al 6200, donde al parecer estarían domiciliados pero no encontraron a nadie. No obstante en el lugar se secuestró un teléfono celular que podría tener información de interés para la investigación. En ese marco también se allanaron, con resultados negativos, otros dos domicilios de la zona en Saavedra al 6300.

La búsqueda de los hermanos G. continuó y en los últimos días los efectivos de Homicidios de la PDI comenzaron a seguir una pista que los ubicaba en el barrio Tío Rolo. Así, ayer llegaron a una vivienda de Cristal al 7000 que al parecer empleaban como uno de sus escondites alternativos. Con personal del Grupo Táctico del Cuerpo Guardia de Infantería (CGI) los policías irrumpieron y arrestaron a los hermanos.

La fiscal Pairola ordenó que quedaran detenidos y les imputará el delito de homicidio agravado en una audiencia fijada, en principio, para mañana a la mañana ante la jueza María Melania Carrara.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario