Policiales

Balearon a un pizzero en Ludueña tras robarle 300 pesos

La pizzería "Freddy, el maestro" está ubicada sobre Einstein (también conocida como pasaje Vergara) entre Camilo Aldao y Larrea, en pleno barrio Ludueña.

Domingo 18 de Octubre de 2015

A Alfredo García en barrio Ludueña lo conocen como "Freddy, el maestro", por el nombre de la pizzería que tiene en pasaje Einstein al 5500. A sus 63 años Freddy es un hombre que recorrió el país trabajando como maestro pizzero, un oficio que ahora enseña en un centro comunitario a los pibes del barrio que quieran trabajar. Pero lamentablemente no se ganó un espacio en las noticias por su trabajo sino porque el viernes a la noche dos muchachos muy jóvenes asaltaron su negocio y cuando huían uno de ellos le efectuó dos disparos. Uno lo impactó en el pecho y el otro en la ingle, sobre el lado derecho. Encima, al trastabillar y caer, Freddy se fracturó la cadera. Quedó internado en el Hospital de Emergencias, donde ayer estaba en estado reservado.

La pizzería "Freddy, el maestro" está ubicada sobre Einstein (también conocida como pasaje Vergara) entre Camilo Aldao y Larrea, en pleno barrio Ludueña. A poco más de una cuadra está la plaza Claudio "Pocho" Lepratti, el militante social asesinado por un policía en la represión del estallido de diciembre de 2001. La pizzería y la casa de García están asentadas sobre un garaje y para llegar hasta las puertas hay que subir una escalera. Los vecinos de Freddy relataron que el viernes, pasadas las 20.30, dos motos estacionaron en la vereda y dos muchachos subieron hasta la pizzería. Eran pibes de no más de 17 o 18 años.

Por 300 pesos. "Subieron los dos pibes y le robaron unos 300 pesos que tenía de recaudación en la caja. Poca plata, porque Freddy recién comenzaba a atender. Lo que pasó después fue que cuando los ladrones se iban, Freddy los salió a correr. Primero por la escalera y cuando ya estaban en la vereda alcanzó a manotear a uno del buzo. Cuando el tipo se vio jugado le gatilló dos veces. Decí que fue a corta distancia y la bala no alcanzó a tomar velocidad. El hijo, que hace poco se fue del barrio, nos contó que un balazo le dio en el pecho pero no le lesionó ningún órgano vital y el otro le dio sobre el lado derecho de la ingle", explicó uno de los vecinos del pizzero.

La gente de Ludueña, ante la presencia de La Capital, relató la mala fortuna de Freddy. "Cuando le pegaron los dos balazos se cayó y pegó con la cadera contra la zanja (a esa altura contenida por un conducto de cemento a cielo abierto), fue entonces que se fracturó la cadera".

Mientras Freddy yacía malherido en la vereda, los delincuentes en sus motos desaparecieron del lugar. Al hombre lo trasladaron al Heca donde fue auxiliado y quedó internado en estado reservado.

"¿Sabe lo que pasa acá? Nosotros no vemos patrullaje. El móvil de Gendarmería Nacional pasa cada tanto y los policías caminantes (Patrulla Acción Táctica y Patrulla Intervención Barrial) andan por calle Junín o por Juan José Paso, que es la zona comercial. Y los vecinos que quedamos en el medio no vemos nunca un policía. Y lo peor acá son los robos con motos. Fíjese. Está lleno de motitos que van y vienen. Y cuando te descuidaste un poco, te roban. Y eso no es lo peor, encima te lastiman", explicó una doña de la cuadra. El robo y las lesiones a Freddy García fueron denunciadas en la seccional 12ª y quedaron en manos de la Fiscalía de Flagrancia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS