Policiales

"A Beroiz lo mataron sectores interesados en desplazar a Moyano"

“El asesinato de (Abel) Beroiz se inscribe en un plan criminal para matar a Pablo Moyano o a personas vinculadas a su padre, Hugo Moyano”. La afirmación la hizo Daniel Llermanos, abogado de la Federación Nacional de Camioneros...

Miércoles 19 de Diciembre de 2007

“El asesinato de (Abel) Beroiz se inscribe en un plan criminal para matar a Pablo Moyano o a personas vinculadas a su padre, Hugo Moyano”. La afirmación la hizo Daniel Llermanos, abogado de la Federación Nacional de Camioneros. Y la repetirá hoy ante el juez Osvaldo Barbero, que investiga el crimen ocurrido el 27 de noviembre en el garaje del Automóvil Club Argentino de Rosario.
  El letrado no desestimó que sectores opositores a la conducción del líder de la CGT estén involucrados como autores ideológicos en el crimen de Beroiz, el ex tesorero de la Federación de Camioneros.
  Llermanos señaló que esta teoría es la “punta del iceberg” en la investigación del caso. Y aseguró que el presunto complot fue denunciado, el 14 de agosto pasado, en un tribunal de la Capital Federal. En la presentación, el abogado sostuvo, según dijo, que había un plan en marcha para atentar contra la vida de Pablo Moyano o de personas vinculadas a su padre.
  “Dos testigos que se habían contactado con personas vinculadas con la planificación del atentado corroboraron esta teoría en el juzgado de Instrucción Nº 33”, señaló.
  A su vez, Llermanos relacionó este plan criminal con los violentos incidentes ocurridos el 17 de octubre del año pasado cuando eran trasladados los restos del general Perón a la quinta de la localidad bonaerense de San Vicente. El abogado contó que, en el mediodía de ese día, se recibió un llamado inquietante en la seccional de esa ciudad. “A las 12, alguien le avisó al comisario que atentarían contra Moyano” (Hugo), contó el letrado.
  Llermanos está convencido de que los dos episodios están vinculados entre sí y los conecta con el crimen de Beroiz. “Lo mataron a Beroiz, pero el ataque fue contra Moyano porque hay sectores políticos y gremiales interesados en desplazarlo”, afirmó.
La pista santafesina. La teoría del letrado está sustentada en una nueva normativa que regula la actividad comercial de las cerealeras y las empresas de transporte. Y Santa Fe es la única provincia que adoptó esta nueva modalidad fijando un valor de referencia para las tarifas de los fletes de granos. Antes los precios los determinaba el mercado.
  —¿Usted dice que esta norma afecta a intereses que pudieron ordenar el crimen?
  — Sí. Perjudica a algunos sectores intermediarios porque les ocasionan pérdidas millonarias. Beroiz trabajaba en Santa Fe en una causa común para lograr la inclusión de los transportistas de cereal en el circuito con los intermediarios y los exportadores. Habitualmente se paga 72 pesos el kilómetro de viaje por tonelada a los transportistas y a ellos les queda 30. Como la rentabilidad es mínima, deben reducir los costos al mínimo y los perjudicados son los camioneros que deben trabajar en negro. Estuvimos reunidos 82 horas con Abad (Alberto, titular de la Afip) y sectores cerealeros para establecer una modalidad del pago del flete en destino que garantizara una tarifa plena y permitiera a su vez blanquear a los trabajadores. En esta movida participó Beroiz. Y curiosamente lo mataron a los dos o tres días de que se reglamentó esta normativa en Santa Fe.
El gremio provincial. Llermanos admitió que existen conflictos internos en la conducción provincial del sindicato de camioneros, pero sostuvo que no tienen envergadura para vincularlas con la muerte de Beroiz. “Hay diferencias gremiales en Rosario y en otras delegaciones de la provincia, pero no son tan importantes como para provocar un crimen. Me parece que hay factores externos de un tiempo atrás”. señaló.
En la cárcel. Y enseguida senaló otro dato para reforzar su teoría del complot contra el titular de la CGT. “Dos o tres días después de la muerte de Beroiz nos enteramos de que en la cárcel de Florencio Varela estuvieron reclutando presos para atentar contra la vida de personas vinculadas a Moyano”, comentó.
  El letrado también reiteró que Moyano no fue citado a declarar por el juez de Instrucción Osvaldo Barbero, que investiga el caso. “Yo no intervengo ni como querellante ni como defensor”, indicó. Y anunció que hoy se reunirá con el magistrado. En el cónclave, el letrado le presentará un escrito con la pesquisa judicial que se lleva adelante para investigar la existencia de un plan para “atentar contra Moyano o desestabilizarlo”. La causa está radicada en tres juzgados.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario