Pandemia

El diputado Mayoraz pide la vacuna de Pfizer para niños con patologías complejas

El legislador solicito en la Cámara baja que la provincia adquiera la vacuna Comirnaty de manera urgente

Martes 22 de Junio de 2021

El diputado provincial Nicolás Mayoraz (bloque Vida y Familia) solicitó ante la Cámara que se realicen las gestiones correspondientes para que el gobierno santafesino adquiera la vacuna Comirnaty, del laboratorio Pfizer, cuanto antes para poder vacunar con urgencia a niños y adolescentes de alto riesgo.

Hasta el momento, la Administración Nacional de Medicamentos sólo autorizó, para adolescentes entre 16 y 18 años, la vacuna Comirnaty BNT162b2, de Pfizer. En pleno plan de vacunación, Mayoraz advierte que “hay muchísimas familias desesperadas porque sus hijos, con alguna discapacidad o con enfermedades complejas, podrían ser vacunados de forma urgente. Pero quedaron fuera del plan por los desacuerdos del gobierno nacional, precisamente, con el único laboratorio que las provee”.

Según el constitucionalista, “el gobierno de la provincia ya puede adquirir directamente estas vacunas y, consideradas las circunstancias, es el único que puede hacerlo, facultado por la ley nacional 27.573, y también por la ley provincial que hace unas semanas aprobó la Legislatura”.

En los últimos días se dio a conocer la historia de Milagros Da Giau, una joven platense de 16 años que por su parálisis cerebral, atraviesa un alto grado de vulnerabilidad. Su padre debió interponer una acción judicial solicitando que su hija sea vacunada.

"Este problema se repite en muchísimas familias de todo el país y también en nuestra provincia. Sería injusto que un grupo tan vulnerable sufra este nivel de exclusión. Son padres e hijos que tienen que lidiar día a día con problemas enormes. Que encima deban llegar a la judicialización es un absurdo cruel que no debemos permitir”, señala Mayoraz.

Mientras tanto, padres de todo el país se organizan a través de las redes, a través del hashtag #VacunasParaMenoresEnRiesgo. También iniciaron la campaña Vacuna_me que ya cuenta con más de 130 mil firmas en el portal Change.org.

Según el diputado del bloque Vida y Familia, "esto se puede solucionar con voluntad política. Por eso queremos hacer resonar este pedido para que se desplieguen todos los resortes institucionales al alcance del gobierno, a fin de no generar un riesgo más para estos niños y jóvenes que tanto luchan por vivir".

También aclara que "no se está pidiendo la adquisición de una vacuna puntual, sino la protección de un grupo social extremadamente vulnerable” y que “es un tema que también se puede resolver en la medida que se autoricen otros productos para esta franja etaria. Pero por el momento, es la única solución y es urgente".

Según la misma Agencia Nacional de Discapacidad, la letalidad por COVID-19 entre las personas con discapacidad "es altamente mayor a la población total de casos a nivel nacional, reafirmando la consideración de población en situación de riesgo mayor que el resto en el marco de la pandemia".

En la Argentina, hasta el momento, la vacuna de Pfizer contra el Covid-19 se encuentra aprobada por ANMAT sólo a partir de los 16 años. En Estados Unidos y Europa ya se aprobó el uso de emergencia para adolescentes de 12 a 15 años. También es necesario que el Estado analice esa situación cuanto antes.

El proyecto ingresado el jueves pasado a la Cámara pide al Ejecutivo provincial "realizar las gestiones pertinentes ante el Poder Ejecutivo Nacional a fin de que este proceda a la compra de las dosis de la vacuna COMIRNATY BNT162b2 del laboratorio Pfizer S.R.L., o la que la ANMAT habilite en el futuro, que fueran necesarias para la inoculación de niños que por sus condiciones de salud complejas se encuentren dentro de grupos de alto riesgo".

Mayoraz presentó además varios proyectos para incorporar al orden de prioridades a distintos sectores que, por la vulnerabilidad que tienen o por la función que cumplen en la sociedad, se consideran con una mayor urgencia para ser inoculados: personas con discapacidad y con enfermedades poco frecuentes (EPOF), bomberos voluntarios, personal portuario, marítimo y naval, operadores de transporte de carga, trabajadores de peajes, taxistas y remiseros.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario