Ovación

Vitamina necesita respaldo total

Lo que falta en esta historia es la palabra del presidente. Mientras eso no ocurra, no habrá decisión sobre la situación de Pablo Sánchez. Y nada le sería más indispensable hoy al DT auriazul que el respaldo explícito de Horacio Usandizaga, quizás no con el mismo énfasis con que lo hizo con Madelón en un contexto mucho más dramático. Todos los goles de la fecha... ► Video: Central 1 - San Martín de Tucumán 1.

Lunes 29 de Septiembre de 2008

Lo que falta en esta historia es la palabra del presidente. Mientras eso no ocurra, no habrá decisión sobre la situación de Pablo Sánchez. Y nada le sería más indispensable hoy al DT auriazul que el respaldo explícito de Horacio Usandizaga, quizás no con el mismo énfasis con que lo hizo con Madelón en un contexto mucho más dramático. Pero si se recuerda el excelente resultado de esa decisión, una remake puede ser valiosa en este momento también urgente. Más porque hay puntos que deben tenerse en cuenta para justificar ese apoyo.

  Cuando Central acababa de perder el clásico en el Gigante, luego ante San Lorenzo afuera y se le venía la noche, Usandizaga fue contundente. Dijo que Madelón no se movía hasta el final de ese torneo y a la fecha siguiente llegó la resurrección, con un triunfo impactante sobre el líder River. El ciclo culminó con la salvación a una fecha del final.

  Es cierto, por entonces faltaban 9 fechas para el término de la temporada y ahora recién se llega a la 9ª. Lo que falta es una eternidad para este exitista fútbol argentino, que muy lejos está de mirarse en el espejo de San Martín de Tucumán, que el viernes le sacó un punto en Arroyito con un técnico que, al estilo Alex Ferguson, hace 5 años que lo conduce y juega de la misma manera. Pero el cuadro de necesidad canalla tiene empatía con aquél, más con Central hoy ahí de la promoción.

  Ese ejemplo de San Martín también viene al caso en lo referente al estilo definido de juego. En los días del respaldo a Madelón, Usandizaga reconocía al mismo tiempo que no le gustaba el de ese DT y prefería un equipo de corte ofensivo, algo que Pablo Sánchez le dio en el discurso y en la práctica, parando siempre un dibujo con enganche y casi siempre con dos delanteros. O sea, Vitamina no traicionó en la intención ese deseo del presidente que, como se sabe, no ha deparado resultados ni buenos rendimientos hasta el momento.

  Por eso también debe haber banca compartida. Y además porque el Vasco lo eligió y calificó este torneo como de "transición", donde los resultados no deberían ser tan decisivos y menos en 8 fechas, donde nunca una tendencia es definitiva.

  La palabra del presidente sí apareció en los días previos a Arsenal, para repudiar las amenazas a Vitamina, y ahí aseguró que "estaba firme en su cargo". Y Central ganó. Antes de San Martín, fue Manuel Usandizaga el que condicionó el proceso a los resultados y el ambiente se enrareció como nunca tras el 1-1.

  Pablo Sánchez precisa algo de paz para encontrar el equipo. Si sigue sin lograrlo, es lógico que el tiempo le juega en contra y Vitamina es lo suficientemente inteligente para no poner trabas si entiende que no puede alcanzar su cometido, porque ante todo es fana canalla. Por eso un respaldo ahora no sólo aparece como justo si no que no ataría a Usandizaga y le daría fortaleza a este momento de extrema debilidad. Si se da por sentado que todo el mundo quiere que el viernes en Avellaneda Central dé signos de recuperación y si es con un triunfo mucho mejor, entonces hay que apuntalarlo. El después de Racing puede esperar. l

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario