Ovación

Villagra, el patrón de la cancha

El volante Rodrigo Villagra fue otro de los puntos fuertes. Se adueñó del medio, jugó y mostró presencia

Domingo 11 de Octubre de 2020

Dentro del tentador menú juvenil que ofreció Central en cancha sobresalieron dos tipos de jugadores: Luciano Ferreyra y Rodrigo Villagra. Pupi fue quien más se lució. Sin embargo, la labor del volante cordobés no tuvo fisuras ni intermitencias. Fue regular durante los 70 minutos que duró el ensayo de ayer contra Belgrano.

   Si algo necesitaba Villagra era tener un partido como el que jugó ante el Pirata. El juvenil se rectificó de lo hecho ante Unión. Esta vez fue un pulpo en el mediocampo. El mapa de calor mostró que se corrió todo. Las estadísticas de pases marcó que fue preciso.

   Se plantó con autoridad en el corazón del Gigante y anuló a cuanto oponente se le puso frente a sus narices con prestancia europea. Porque transitó la cancha con el andar de los jugadores de elite. El Kily González vio una gran versión de la dinastía Villagra.

   En tanto, otro que sigue creciendo es Joel López Pissano. El Zurdo parece entender y desarrollar lo que pretende el entrenador canalla con suma sencillez y contundencia.

   Emmanuel Ojeda tuvo un rendimiento aceptable. El volante central se acopló mejor con Villagra que hace una semana ante Unión. El plus es que marcó con un tremendo cabezazo el 2 a 0 para asegurar la victoria amistosa contra los cordobeses.

   Mientras que la labor del debutante Joel Mazzaco fue intermitente. Quizá los nervios de la primera vez le jugaron en contra porque metió algunas pifias de principiante. Más allá de eso, tiene argumentos como para seguir siendo tenido en cuenta.

   Por su parte, Lucas Gamba no pudo gravitar en la línea defensiva ajena. Se paró con el manual del 9 bajo del brazo, pero no desequilibró como la eficacia que mostró ante Unión. Sin embargo se amalgamó bien con el Pupi Ferreyra y López Pissano a la hora de avanzar hacia el campo rival.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario