Ovación

Vergini llegó en silencio y en dos partidos se ganó un lugar en la defensa de Newell's

Fue el refuerzo que llegó con menos pergaminos al Parque, pero hasta ahora en las seis fechas que van jugadas es la revelación que tiene el equipo de Javier Torrente. Santiago Vergini, 23 años y 1,91 metro de altura, arrancó desde atrás...

Lunes 12 de Septiembre de 2011

  Fue el refuerzo que llegó con menos pergaminos al Parque, pero hasta ahora en las seis fechas que van jugadas es la revelación que tiene el equipo de Javier Torrente. Santiago Vergini, 23 años y 1,91 metro de altura, arrancó desde atrás y en silencio y ante la venta prematura de Ignacio Fideleff y la lesión de Alexis Machuca se le presentó la chance de saltar a la cancha y respondió con una solvencia tremenda, tanto frente a Colón como el último viernes en el empate 0 a 0 ante Atlético de Rafaela. El futbolista descansó el fin de semana en Máximo Paz natal, donde compartió momentos en familia y con amigos, y se hizo un hueco para analizar su presente y el de Newell's con este diario.

 

-Para Ovación fuiste la figura ante Rafaela, ¿en lo personal cómo analizaste tu rendimiento?

-Quedé conforme. Respecto al partido en los primeros minutos por las dimensiones de la cancha nos costó adaptarnos, pero luego comenzamos a apoderarnos de la pelota. En el final del primer tiempo y sobre todo el segundo por momentos jugamos bien y creamos muchas situaciones que no pudimos convertir. El saldo es positivo por la actitud que tuvo el equipo de ir a buscar el triunfo.

-¿La vuelta en el micro era de conformidad por haber hecho el gasto para ganar o de bronca por no sumar los tres puntos?

-Un poco de las dos cosas. Quedamos conformes por la actitud y el compromiso del equipo, pero también con un poco de bronca porque a pesar de que en la etapa inicial podríamos haber recibido un gol, en el segundo tiempo generamos chances claras para marcar y quedarnos con los tres puntos.

-Torrente está conforme con tu rendimiento, esto te debe llenar de alegría.

-Tengo alegría por mí y por todo el cuerpo técnico. La verdad es que se la jugaron por mí y trato de retribuir esa confianza con trabajo en las prácticas y los partidos.

-Sin dudas que estabas preparado para no desaprovechar la oportunidad de jugar cuando se te presentó.

-Creo que sí, ya sea desde lo futbolístico, lo físico y más que nada traté de estarlo desde lo emocional, de la cabeza. Nosotros los futbolistas tenemos que saber que surgen oportunidades inesperadas y hay que estar siempre preparados.

-En eso de prepararte de la cabeza, ¿cómo lo hacés?

-Interiormente uno trata de manejar la ansiedad y estar tranquilo, pensando que es un partido de fútbol y nada más que eso.

-¿Sentís que la gente ya comenzó a reconocer tus rendimientos y de a poco te estás metiendo en los hinchas?

-En algunas jugadas escuché aplausos y estoy contento por eso. Pero esto es muy largo, hay que estar tranquilo y trabajar día a día para hacer bien las cosas. Hay que saber si el día de mañana uno se relaja o empieza a hacer las cosas mal todo cambia.

-Ahora que entraste al equipo no querés salir más.

-Esto lo piensan todos los jugadores. Yo quiero jugar todos los partidos, en la situación que sea. Me gusta estar siempre dentro de la cancha. Fue muy importante el apoyo de todos mis compañeros para que me sienta cómodo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario