Ovación

Usaron mujeres para el sorteo de un torneo de tenis y se armó un escándalo mayúsculo

La utilización de modelos que se sacaban la campera o la falda, según el caso, para determinar en qué grupo jugaba cada participante generó un descomunal revuelo en las redes.

Martes 07 de Noviembre de 2017

El sorteo del torneo de tenis juvenil NextGen ATP realizado en Milán y cuyos primeros partidos se disputan desde hoy generó un escándalo ya que los participantes debían elegir entre dos mujeres que, luego de sacarse una campero o la falda, dependiendo el caso, mostraba una letra que marcaba el grupo en el que iba a jugar ese tenista.
Esta especie de Masters de tenis sub-21 que se celebra por primera vez en Milán desde hoy y hasta el 11 del corriente tiene como objetivo hallar al mejor jugador joven del mundo.
El método para el sorteo funcionó así: de dos en dos, los jugadores se encontraban sobre el escenario con un par de modelos. Uno de los tenistas elegía la mujer que más le gustaba y juntos desfilaban por una especie de pasarela al final de la cual, la mujer, con un baile, se quitaba la chaqueta o se abría la falda para descubrir oculta en un muslo o la espalda la letra A o la B, dependiendo del grupo que le hubiera tocado en suerte al deportista. El otro tenista se iba con la modelo que no había sido elegida. Y así cuatro veces.
Las redes de los asistentes a la gala no tardaron en hacerse eco del espectáculo; las caras abochornadas de los propios jugadores en los videos son todo un poema.
"Increíblemente incómodo, grimoso y hortera", tuiteó sobre la fiesta el periodista freelance de The New York Times, Ben Rothenberg. "Vergüenza...", escribió en sus redes sociales la extenista Amélie Mauresmo.
"La extrañísima noche en la que se supone que íbamos a celebrar el futuro del tenis", opinó la periodista deportiva Reem Abulleil de Sport360.com, quien subrayó que si lo que se quería hacer era un guiño a Milán como capital de la moda, había muchas maneras de hacerlo que no resultaban "salvajemente sexistas e inapropiadas".
Ahora, la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) y el patrocinador del certamen, Red Bull, pidieron disculpas por la situación a través de un escueto comunicado.
"La intención era integrar el rico patrimonio de Milán como una de las capitales mundiales de la moda. De todas formas, la ejecución de esa intención fue de mal gusto e inaceptable. Lo sentimos profundamente y nos aseguraremos de que no se repita nada parecido en el futuro", señalaron los organizadores.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario