Ovación

Uni (R) se recibió de campeón

El blaunegro se impuso 3 a 1 a su homónimo cordobés en la final y se quedó con el título del torneo que se juega hace tres años y que todavía no había tenido monarca rosarino.

Lunes 27 de Noviembre de 2017

Universitario de Rosario se graduó y se llevó el título de campeón del Interasociaciones Rosario-Córdoba. Rindió con muy buenas calificaciones el examen final y se quedó con los lauros ante su homónimo cordobés en la final que se jugó ayer en el estadio Mundialista. Fue 3 a 1, por los goles de Alfonso Todeschini, Facundo Harte y Franco Harte (descontó José Ottino) y el desahogo contenido de un plantel en el que la juventud y la experiencia se conjugan de manera perfecta. Un festejo que podría haber sido mayor si no hubiese sido porque el final se vio opacado por cosas que ya no deberían pasar en un partido de hockey.

El partido se le había ido totalmente de las manos a la dupla arbitral cuando, ya sobre el epílogo, un descolocado Maxi Falcioni terminó dándole un palazo en el medio de la frente a Franco Harte, que se fue sangrando y a quien luego iban a aplicarle puntos de sutura. Los arbitrajes pueden ser buenos o malos, pero nada justifica el nivel de agresión, mala educación y grosería que expusieron varios jugadores de la visita, incluso el experimentado Maxi Falcioni.

La U rosarina, si bien por momentos también cayó en la protesta, supo mantenerse más al margen de todo eso que poco tenía que ver con el juego. Y en el juego en sí, ganó. Fue superior a su rival en todo el encuentro y si bien el ritmo y el vértigo llegaron a niveles superlativos, nunca perdió el eje de lo que necesitaba por sobre todas las cosas: la buena circulación de pases y la aceleración inmediata en el momento preciso.

Interpretó a rajatabla el libreto y por eso a los 18' abrió el marcador con un golazo de Alfonso Todeschini, que entrando por derecha barrió y le infló la red a Emanuel "Lalo" Falcioni. Fue precisamente en ese segundo cuarto y en el tercero cuando se vio lo mejor del blaunegro. A los 25' Facundo Harte anotó de córner corto y a los 38' su hermano Franco coronó una gran jugada de Alex Vernaschi para poner el 3 a 0 que parecía irremontable para el Uni cordobés que logró el descuento a los 44' luego de una serie de rebotes, por medio de José Ottino.

Con el rival sumido en la absoluta desesperación, con tarjetas de todos los colores volando para un lado y compensando para el otro, la U rosarina fue planchando el partido que le estaba dando eso que esperaba hace rato: un título.

La semana que viene jugará por otro, el del Interasociaciones Rosario-Paraná (ante Jokey), pero este era el que quería para ratificar una muy buena temporada, en la que comenzaron a amalgamarse las piezas, que en principio parecen depararle gran futuro. Uni está de fiesta, porque así son las graduaciones.

Brunet, la visita de lujo para Uni


Manuel Brunet, campeón olímpico con Los Leones y emblema del seleccionado argentino más allá de que el DT Carlos Retegui lo haya marginado de la última convocatoria, estuvo ayer en la final viendo de cerca al club de sus amores. El actual jugador del Royal Leopold de Bélgica también participó de la fiesta del deporte que ofreció Uni el sábado.

Volumen de juego e identidad

Michel Ocaña Zahler, el DT de Uni de Rosario, se refirió al gran mérito de su equipo para lograr el campeonato que se cerró ayer: "El equipo logró una identidad, es un equipo que juega con volumen, con mucha posesión y a eso se le sumaron los experimentados y los más chicos que subieron el nivel. Así que llegamos a un punto muy alto, que imaginábamos pero que cuando tenés poca competencia puede caer, pero se mantuvo y ahí está la base de este año".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario