Ovación

Una despedida a puro gol

Las Leonas vencieron 3-1 a Nueva Zelanda y Los Leones 4 a 3. Ellas están primeras y ellos quedaron cuartos.

Domingo 14 de Abril de 2019

Las Leonas y Los Leones cerraron su paso por Rosario de manera perfecta, mejor imposible para una jornada que marcó la despedida de los seleccionados argentinos que jugaron tres encuentros como locales en el Mundialista y ayer le pusieron el moño al paso por la ciudad no sólo con muy buenas actuaciones sino con victorias ante Nueva Zelanda. Primero las chicas, al inicio, por 3 a 1 y después los chicos por 4 a 3. Con plus, bien grande. Con este triunfo Las Leonas treparon a lo más alto de la Pro League, liderazgo que comparten con Holanda, y Los Leones lograron meterse entre los cuatro mejores, en busca de un lugar en las semifinales de Holanda.

   La 9ª fecha del certamen dejó rostros felices en Rosario. Las Leonas abrieron el día y disputaron quizás uno de los mejores partidos en lo que va del año. Venían de cinco victorias seguidas, lograron la sexta y se subieron a lo más alto de la tabla de un certamen que premia la efectividad por sobre todo. Venían bien las chicas, sumando de a tres, en la última gira por Asia y Oceanía, ahora mismo en Rosario. Pero lo de ayer un paso adelante en cuanto a propuesta de juego y carácter. Fue la primera vez en mucho tiempo que arrancaron en desventaja. Sin embargo, el carácter, moldeado y trabajado poco a poco las llevó a no desesperar. Además, se mostraron prácticas y elásticas en la disposición de los sistemas tácticos que señalaba el DT Carlos Retegui. Entraron con un sorprendente 4-4-2 y acomodaron el dibujo cuando quisieron.

   Eran más y mejores, con tenencia y en defensa, con oportunidades claras como para abrir el marcador. Pero Nueva Zelanda pegó primero con su capitana Stanley Michelsen (26'), quien aprovechó el rebote del córner corto y marcó en el segundo cuarto. Las Leonas tenían más y lo plasmaron. Agostina Alonso, lo mejor del partido, metió un centro de revés rasante a los 29' y festejó. Con la tranquilidad del empate, fueron por más y pese a que en el tercer cuarto las Black Sticks mostraron su mejor versión, no pasaron sobresaltos. La experiencia y calidad de Silvina D'Elía puso paños fríos.

   Iban 48' cuando Carla Rebecchi encaró por derecha, no prosperó en su intento individual y la arquera Grace O'Hanlon dio rebote. Lo tomó Julieta Jankunas, que se acomodó para ese tiro delicioso que la caracteriza, el revés. Arriba, fuerte y al ángulo derecho. Ahí la "clavó" la cordobesa para poner en ventaja a Las Leonas. Minutos después Eugenia Trinchinetti, otra de las figuras, desairó a tres defensoras y barrió por derecha para ponerle la cereza del postre a una tarde ideal. Con autoridad, juego e inteligencia, Las Leonas redujeron a Nueva Zelanda y siguen en ascenso.

   Los Leones saltaron a la cancha en segundo turno y se recuperaron del flojo encuentro ante Gran Bretaña, en el que cayeron 5 a 1. No tardaron nada en empezar a revertir ese golpe, cuando a los 2' Matías Paredes conectó un centro crucial de una buena jugada colectiva. Inmediatamente llegó el 2-0, con Maico Casella de penal y el 3-0 con Martín Ferreiro, de nuevo conectando una serie de toques. Parecía que iba a ser un concierto de un solo intérprete, pero no. Nueva Zelanda no bajó los brazos ni en ese inicio arrollador ni en el final, con 11 jugadores de campo. Encontró la principal fortaleza en su arrastrador Sam Lane, quien mantuvo un duelo personal con el arquero Juan Manuel Vivaldi. Por fortuna, Juanma fue gigante en la mayoría de los mano a mano.

   Los hombres de negro descontaron a los 15' y a los 22' con Lane pero Argentina volvió a estirar la ventaja a los 27' por intermedio de Federico Fernández. Un partido de ida y vuelta, frenético, intenso y de despliegue. Un verdadero festival de goles en menos de media hora. A los 47' Nueva Zelanda logró un nuevo descuento, esta vez por George Muir, con un sablazo al ángulo, imposible de parar.

   Si bien en el hockey, pero especialmente en el masculino, nunca hay que dar nada por supuesto ni aunque resten segundos, la historia parecía cerrada. Porque también a falta de tres minutos la visita ya jugaba sin arquero y con la cancha bien abierta, lo que aumentaba la chance de Los Leones. Estuvieron realmente cerca pero se concentraron en defensa y en esas carencias de la semana pasada, ayer saldadas.

   Con la victoria ellos están cuartos en la Pro League y estarían ingresando a las semifinales. El 4 de mayo Leonas y Leones cerrarán sus partidos en Argentina en Buenos Aires, ante Australia.


Un Tero que voló alto

El tercer partido de Los Leones en Rosario fue también el quinto al hilo del local Nicolás Acosta, quien se estrena en un torneo de esta jerarquía con el mayor. El Tero debutó en la gira por Australia y Oceanía y jugó en su casa ante España, Gran Bretaña y Nueva Zelanda, siempre desde el banco.

A los 22 años, Acosta, quien fue mundialista con Los Leoncitos en India 2016 y campeón panamericano el mismo año, rindió con creces. Jugó como volante, enganche y delantero y fue ahí, bien tirado como 9, que saboreó el gol que no llegó pero quedó cerca. Hoy es el único representante que tiene Rosario en un seleccionado mayor de Argentina. El público lo acompañó a cada paso en estas tres semanas, con mucho aliento y un afecto especial.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario