Ovación

Una copa y un faro que desvela

GER al fin se desahogó, celebró el título que no pudo el año pasado en el certamen provincial de hockey y ya suma dos campeonatos en 2019. Le queda uno más en juego: quiere ganar el Litoral.

Martes 15 de Octubre de 2019

Gimnasia y Esgrima Rosario (GER) viene teniendo un gran año. Si bien al 2019 quizás le reste ver en acción su mejor parte, lo hecho hasta acá por el equipo A del Parque es al menos un espaldarazo enorme al trabajo y sobre todo a la constancia y la paciencia. Es que en los últimos años a GER le tocó trastabillar en los momentos importantes, en los claves, y mirar de reojo y mascullando bronca desde el segundo lugar del podio. Sin embargo, el conjunto dirigido por Leonardo Chao nunca bajó los brazos. El premio a esa reinvención constante y a las ganas de pelear lo va encontrando en esta temporada. Por caso, en julio se consagró en el Campeonato Regional de Clubes A (NEA) que se jugó en Rosario y este domingo repitió festejo en el estadio Mundialista Luciana Aymar al ganar la Copa Santa Fe. No es un dato menor que ya hizo buena parte de los deberes en el torneo de primera división de la Asociación de Hockey del Litoral (AHL) en el que como mínimo obligará a una superfinal.

   Por todo esto es que el denominador común en el discurso de jugadoras y cuerpo técnico tras la consagración en la Copa Santa Fe, luego de vencer a Provincial 3 a 0 en penales tras igualdad en 0, fue el mismo: "Esta vez sí". Conforme con ello, pero no lo suficiente, es que a ese discurso, le sigue otro faro, el de conseguir el torneo del Litoral. "Finalmente se nos dio, es el segundo torneo que ganamos en el año así que estamos muy felices. Contra Provincial los partidos nos vienen costando pero creo que esta vez hicimos mejor las cosas", dijo Aldana Lovagnini, una de las referentes mens sana dentro y fuera de la cancha. En este sentido también fue Inés Bielsa, otra voz de liderazgo: "Estamos muy contentas porque la verdad es que se nos venía negando en todas las finales a las que llegamos en estos años. Me parece que fuimos superiores a lo largo de todo el partido, siempre apostando al mismo sistema de juego y sabiendo que ese era el camino para ganar, aunque al final tuvo que ser por penales".

   A la hora de hablar de las virtudes de este equipo, Inés, dueña de la camiseta Nº 8, señaló: "Más allá de las individualidades, porque tenemos jugadoras muy buenas y las que van subiendo son mejores todavía, creo que la virtud pasa por la idea de juego, por sostenerla. Realmente hay una convicción y un compromiso, que es de mucho tiempo, de muchos entrenamientos. Eso se vio reflejado". Martina Ferrazini, patrona del medio con Lovagnini y Liza Giacomotti, aún joven pero no por eso menos líder, recalcó que "es difícil poner esas virtudes en pocas palabras, porque es un trabajo de casi cinco años de un plantel al que se sumó gente, que está renovado y que hace mucho esfuerzo". La intensidad, en este equipo, parece ser algo que no se negocia. Fue una constante de los últimos años y se vio bien plasmado el domingo en la final de Copa Santa Fe: "Es lo que tratamos de hacer y siempre nos apegamos al plan que nos dan el Chavo (Leo Chao, el DT) y Tomy (Rearte, asistente). Acá hay un trabajo de equipo increíble en el que la confianza entre el cuerpo técnico y nosotras es lo que más tenemos que cuidar, más que nada para lo que se viene también", amplió la volante.

   El año pasado a GER le tocó perder la final de este mismo certamen a manos de Banco Provincial de Santa Fe, mientras que en la del Litoral cayó ante Provincial, su rival de ayer. ¿Tono de revancha como osaron decir algunos? "Les dije a las chicas en la previa que no lo sentía como una revancha pero la situación sola lo marcaba así. Yo lo veía como un logro más, un avance más de llegar a una nueva final. Ellas lo entendieron y lo planteamos de una manera que lo pudieron plasmar a la perfección en la cancha", resaltó el DT, quien agregó: "Para mí el año pasado fue muy duro porque nos tocó perder tres finales, pero les remarqué a ellas que había que tener paciencia, que iba a llegar. Este año ya ganamos dos títulos de tres y estamos en la final de otro (...) Ojalá esto nos sirva como impulso para el Litoral, que hace rato que lo estamos buscando".

   El camino impecable de GER en la Copa Santa Fe se construyó ganando la zona A (hubo cuatro, de cinco equipos) en el Mundialista (20 y 21 de septiembre), con puntaje ideal, lo que le permitió llegar a semis (primeros de cada zona). Fue 1 a 0 a Jockey de Venado Tuerto; 9 a 0 a Club Social Rufino; 11 a 0 a Independiente de Chañar Ladeado y 2 a 0 a Universitario de Rosario. En las semis, este domingo hizo lo propio ante El Quillá de Santa Fe, con suma autoridad, imponiéndose 4 a 1 y luego, tras igualar 0 a 0 con Provincial en la final, lo venció 3 a 0 en penales.

Por más

GER quiere ir por el objetivo más grande de la temporada: el torneo del Litoral. Como ganó la fase regular se aseguró, como mínimo, estar en una superfinal. El sábado se jugarán las semis del Top 8 (segunda instancia de este torneo) y allí medirá fuerzas con Jockey, mientras que en la otra harán lo propio Provincial y Plaza. Si GER gana el Top 8 será el campeón anual porque también se quedó con la fase regular, sino habrá superfinal entre quien gane el Top 8 y el mens sana.

   ¿Qué provoca obtener la Copa Santa Fe en una previa tan importante? "¿Si este partido fue un adelanto de una posible final? Puede ser, como no, y estamos preparadas para lo que venga", se rió Lovagnini. "Es el gran objetivo, ahora vamos por eso", dijo Bielsa. Y Ferrazini cerró: "Obviamente estamos remetidas en eso, el sábado ya jugamos contra Jockey, que es una semi pero también un clásico, así que las emociones son más fuertes todavía. Nunca dejamos de tener la cabeza en lo que jugamos. Estamos con confianza, no confiadas. Y eso es lo importante".

   El mens sana sueña con el año perfecto. ¿Será este?

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario