Ovación

Un duelo que decide

Será un duelo en sí mismo dentro de la gran batalla que librarán mañana leprosos y xeneizes. Hernán Bernardello y Juan Román Riquelme protagonizarán un reto para alquilar balcones en el círculo central. El Cabezón tendrá la exigente misión de neutralizar en zona al talentoso armador del equipo de Carlos Ischia. En gran medida, el resultado final...

Miércoles 24 de Septiembre de 2008

Será un duelo en sí mismo dentro de la gran batalla que librarán mañana leprosos y xeneizes. Hernán Bernardello y Juan Román Riquelme protagonizarán un reto para alquilar balcones en el círculo central. El Cabezón tendrá la exigente misión de neutralizar en zona al talentoso armador del equipo de Carlos Ischia. En gran medida, el resultado final del partido estará marcado a fuego por la manera en que se dirima este pleito clave del mediocampo. Si Román impone condiciones y hace jugar a sus compañeros Newell’s tendrá problemas. Pero si Hernán le come los talones al diez visitante y no le deja resquicio para pensar, la Lepra estará más cerca de cantar victoria. Será "el duelo" de la tarde en el Coloso.

  Bernardello llega entonado porque ante Independiente salió airoso cuando debió marcar al Rolfi Montenegro. El Cabezón está en alza y su fuerte es presionar a los adversarios. Por ello estará pendiente de cada movimiento que haga Román y será su estampilla cuando el 10 xeneize intente hacer pie en la zona de tres cuartos. Si el volante leproso marca territorio su equipo dará el primer paso para torcerle la muñeca a Boca. Riquelme no atraviesa su mejor momento futbolístico y volvió de los Juegos Olímpicos de Beijing visiblemente cansado. Newell’s deberá aprovecharlo.

  "Sé que a Román no se le pueden dar espacios. Piensa antes que todos. Hay que estar muy concentrados y tranquilos a la hora de marcarlo para no pasar de largo. Si recibe hace jugar a todo el equipo y mete pelotas determinantes. Creo que casi siempre lo tendré cerca y buscaré no dejarlo jugar. Hay que tener cuidado para evitar sorpresas", le dijo ayer a este diario Bernardello, en el soleado mediodía de Bella Vista.

  —Vos tenés un buen concepto de Riquelme y admirás su estilo.

  —Sí. Me parece que está entre los mejores jugadores del país. Me encanta lo que hace, aunque tal vez a otras personas no les gusta. Me parece el mejor jugador de Argentina.

  —Igual mañana no vas a permitir que demuestre sus condiciones.

  —Seguro. Igual es complicado marcarlo. Es similar al estilo del Rolfi Montenegro. Voy a presionarlo y esperemos que no tenga una buena tarde.

  —¿Es el partido que todos quieren jugar?

  —Sí. Lo ve muchísima gente. Enfrentamos a un rival grande y a un equipo que viene de ganar muchas cosas. Será difícil, pero nosotros venimos muy bien.

  —Boca llega golpeado por la derrota ante Tigre.

  —Sí, pero sabemos lo que es Boca. No nos podemos relajar porque ellos perdieron un partido. l

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario