Jugador

Un club portugués despidió a un jugador por las fotos hot con su novia

El futbolista italiano de Vitória de Setúbal se mostró muy cariñoso con su prometida en las redes sociales, eso no cayó bien en la dirigencia y fue echado. Ahora regresará a Roma.

Jueves 25 de Junio de 2020

Sin dudas que las redes sociales ocupan un lugar muy importante en la vida moderna, parecería que todo pasa por ahí y mucho más si se trata de gente que tiene muchos seguidores y, encima, le gusta mostrarse en las mismas. Como es el caso de Mirko Antonucci, el futbolista italiano, de 21 años, que hizo todo lo mencionado y por ese motivo fue despedido del club portugués Vitória de Setúbal y, según trascendió, la decisión fue tomada por sus posteos "subidos de tono" junto a su pareja Ginevra Lambruschi.

"El jugador tiene que ser jugador de Vitória de Setúbal 24 horas al día, por respeto al club, a los aficionados y a lo que representa", declaró su entrenador Julio Velázquez. "El club, la gerencia, el equipo técnico y todo el personal entendieron que el comportamiento de un futbolista que estaba cedido no era el que queríamos para Vitória", agregó sobre el deportista cuyo pase pertenece a Roma de Italia.

Embed

Antonucci se había mudado a Portugal a principios de año con el objetivo de sumar minutos, pero primero el parate del fútbol por la pandemia por el coronavirus y ahora esta decisión de su club no se lo permitieron y deberá volver a Roma, donde no tiene lugar en el primer equipo.

"Este mensaje es para decir que soy plenamente consciente de los errores que cometí. Me gustaría disculparme con todos los que se sintieron ofendidos: fanáticos, club, entrenador, compañeros de equipo. Dejaré las redes sociales y de ahora en adelante sólo me verán sudar la camisa de Vitória de Setúbal hasta la última gota", había escrito antes de conocer que sería desvinculado de la institución portuguesa. Si bien el jugador ya había sido advertido por la dirigencia, la medida parecería un tanto arbitraria y discriminatoria. Igualmente, tuvo que armar los bolsos e irse de la mano de su bella prometida.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario