Juegos Olímpicos de la Juventud

Tarde de bronces en el boxeo olímpico

El púgil arroyense Mirco Cuello ganó por fallo unánime y subió al tercer escalón del podio.

Viernes 19 de Octubre de 2018

La de ayer, la última jornada de los Juegos de la Juventud 2018, fue una tarde de bronces. Lo ganó el boxeador de Arroyo Seco Mirco Jehiel Cuello al vencer por fallo unánime al marroquí Abdessamad Abbaz. Se les fue de las manos frente a Egipto al seleccionado de futsal, que cuenta con el arquero rosarino Franco Pezzenati. Y se la colgó en el cuello la boxeadora bonaerense Victoria Saputo.

La victoria de Cuello, de 18 años, se dio en la pelea de la categoría gallo (menos de 56 kilos) en el Parque Olímpico de Villa Soldati. Venía de perder 5-0 frente al uzbeco Abdumalik Khalokov, pero pudo imponer su velocidad contra la del marroquí, que repuntó en el segundo round aunque no logró torcer la historia.


"Le dedico la medalla a mi hijo (Nael). Es chiquito, pero el día de mañana va a saber", dijo el arroyense al referirse a su bebé de apenas 5 meses.


El boxeador comenzó a competir a los 14 años y rápidamente se destacó a nivel nacional. A los 15 ya era una promesa del ring. Tras su gira por Ecuador en 2016, el juvenil logró quedarse con la medalla de oro y a su regreso a Arroyo Seco la intendencia decidió hacerle un reconocimiento por su "logro y entrega", además de su muestra de esfuerzo para lograr crecer pese a los bajos recursos.

Para la preparación de los Juegos, Cuello se presentó en el XXIII International Youth Tournament Brandenburg Cup 2018 en Frankfurt, junto a los otros atletas olímpicos, Brian Arregui y Victoria Saputo. Y allí logró su mejor marca tras quedarse con la medalla de plata en la categoría -56 kg.

El historial deportivo lo ubica entre los mejores de su categoría y tiene la mira puesta en un solo lugar: "Me encantaría estar en Tokio 2020", disparó ayer tras el triunfo.

Victoria cantó victoria

La boxeadora Victoria Saputo le dio la última medalla a la Argentina. Obtuvo el bronce al vencer por decisión unánime a la australiana Emma Lawson, en la categoría ligero (-60 kilos).
Los tres jurados vieron ganadora a la pugilista oriunda de José C. Paz por 30 a 27 dos de ellos, y uno, incluso, confeccionó una tarjeta de 30 a 26.

El primer round marcó una tendencia clara con la australiana sacando provecho de su mejor alcance de brazos, peleando en la larga distancia, pero padeciendo cuando la argentina se pudo meter en la corta y colocó golpes más picantes.

En el segundo, Saputo entró y salió, pero siempre golpeando con su cross de izquierda ante Lawson, que lanzó más golpes, aunque con mucha menos claridad.

En el último, la bonaerense caminó muy bien el ring y se aprovechó de la falta de precisión de una rival que falló mucho para poder conectar algunas pocas manos que le bastaron para quedarse con el asalto.

Victoria cumple con el dicho "de tal palo tal astilla". Su padre, Guillermo, estuvo en Atlanta 1996 y en Sydney 2000, su última experiencia olímpica. Es un apasionado del boxeo amateur y fue quien le contagió el amor por ese deporte, según confesó su hija.

"Esta medalla costó muchísimo. Mucho esfuerzo y muchos sacrificios. Todo eso valió la pena. Dejar el colegio, madrugar, lo que se trabaja para dar el peso, cada segundo de entrenamiento, tener que pasar mucho tiempo alejada de mi familia y de mis amigos... Todo valió la pena porque pude cumplir un sueño", dijo Victoria al cantar victoria.


En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});