Ovación

Rosario, por un final feliz

El cotejo, que se disputará en las Cuatro Hectáreas del Jockey Club, comenzará a las 16 y será dirigido por Santiago Altobelli y televisado por Espn3 y Espn Play.

Sábado 28 de Noviembre de 2015

El clásico más antiguo del rugby argentino disputará una nueva edición. Con realidades opuestas, el seleccionado de Rosario recibirá esta tarde al de Buenos Aires, flamante campeón, en uno de los partidos de la quinta y última fecha del Campeonato Argentino. El cotejo, que se disputará en las Cuatro Hectáreas del Jockey Club, comenzará a las 16 y será dirigido por Santiago Altobelli y televisado por Espn3 y Espn Play.

   El equipo del Ñandú arrancó el torneo decididamente mal, pero luego con el correr de las fechas enderezó el rumbo. En su debut cayó sorpresivamente en el minuto final con Salta jugando de local; después perdió con Córdoba por goleada por lo que no podía permitirse ningún otro desliz, ya que otro tropezón implicaba pelear por no descender. Pero llegaron dos triunfos consecutivos que le devolvieron el alma a un equipo muy jóven. Venció a Tucumán en el Jardín de la República y luego ratificó lo que habían hecho en el noroeste derrotando a Cuyo, resultado que lo dejó mejor parado y ya lejos de la permanencia.

   Hoy recibirá a Buenos Aires, el mejor equipo del torneo, tanto a nivel colectivo como en rendimiento individual. Las Aguilas llegan con puntaje ideal, 20 sobre 20, en cuatro victorias que se consiguieron con bonus y sin ningún tipo de discusiones. En la última destrozó a Tucumán y se quedó con el título una fecha antes del final del torneo.

   “El partido va a ser duro, sin dudas, pero estamos con más ganas que nunca. Las victorias ante Tucumán y Cuyo nos empujan un poco a creer. Y si bien Buenos Aires tiene un equipazo, nosotros confiamos en quedarnos con un buen resultado”, destacó Nicolás De Battista en la previa del encuentro, revelando a ciencia cierta que Rosario quiere cerrar el torneo (sin dudas de transición en el que las bajas hicieron mella) de la mejor manera. Buenos Aires, en tanto, buscarán cerrar el torneo de manera invicta y sacarse la espina ya que de los últimos cinco compromisos entre ambos, Rosario ganó cuatro.

   Sin la presión de jugar por algo, el equipo del Ñandú tiene todo para ofrecer su juego de ataque, pero deberá extremar cuidados en la defensa ya que el rival de turno es el más peligroso del torneo.

El resto. Salta y Cuyo protagonizarán un partido clave. No es el escenario esperado para ambos, ya que se enfrentarán en un partido decisivo para evitar el partido por la Permanencia. Para los salteños es una situación rara, ya que el triunfo del debut en Rosario hacía prever un final diferente. Pero las lógicas caídas ante Tucumán y Buenos Aires, y el muy flojo paso por Córdoba dejó a los Mayuatos con sólo cinco puntos. El 48-13 en La Tablada fue tal vez el peor partido de los norteños en este certamen. Mendoza todavía no ganó y sólo sumó dos unidades por diferencia. Viene de caer en Rosario por 39-19 en lo que fue su cuarta caída consecutiva, y se juega en Salta la plaza por evitar el partido por el descenso ante el ganador del Ascenso. Dirige el cordobés Jason Mola.

   Completando la jornada, Tucumán recibirá a Cuyo en la Caldera de Lawn Tennis bajo la supervisión del internacional rosarino Juan Hernán Sylvestre.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS