Ovación

River vuela de aquí para allá en busca de copas

Tras 17 horas entre Frankfurt y Tokio, llega hoy a Osaka para jugar el martes.

Domingo 09 de Agosto de 2015

Andar de copas se hizo una costumbre para River y por eso viajar tanto y en avión, es un gusto que se está dando el plantel que conduce Marcelo Gallardo. Celebró la obtención de la Copa Libertadores y enseguida voló. Y sigue volando. A Japón, con destino a Osaka, donde llegará hoy mismo para disputar la Copa Suruga Bank, el martes a las 7 (por Fox Sport) ante Gamba Osaka.

Al menos, los 20 futbolistas millonarios pudieron realizar ayer tareas regenerativas en un gimnasio de la ciudad alemana de Frankfurt, desde donde a las 18.05 abordaron el vuelo LH 716 de Lufthansa con destino a Tokio. Un viajecito de 17 horas para llegar en el mediodía japonés y esperar a las 16 para seguir con destino a Osaka.

En el gimnasio, el único que realizó tareas bien livianas fue el uruguayo Tabaré Viudez, quien arrastra una distensión en el isquiotibial derecho (por la cual no jugó la final revancha ante Tigres de México) y es la principal incógnita para el partido del martes, en la que es uno de los candidatos para reemplazar a los ausentes por lesiones Lucas Alario y Rodrigo Mora, y a Fernando Cavenaghi, quien eligió retirarse de River como campeón de la Libertadores.

Obviamente, el Muñeco Gallardo no confirmó la formación pero un probable equipo sería con Marcelo Barovero; Gabriel Mercado (podrá jugar porque cumplió con la sanción internacional en la segunda final de la Copa), Jonatan Maidana, Ramiro Funes Mori y Leonel Vangioni; Carlos Sánchez, Matías Kranevitter, Leonardo Ponzio y Nicolás Bertolo o Luis González; Tabaré Viudez o Sebastián Driussi y Javier Saviola.

Mientras que en el banco estarían Julio Chiarini, Eder Alvarez Balanta, Camilo Mayada, Augusto Solari, Leonardo Pisculichi, Gonzalo Martínez y Lucas Boyé.

Todos lucirán la tradicional camiseta de la banda roja con su apellido escrito en japonés, como dato de color en esta Copa Suruga.

En tanto, en Buenos Aires, el Torito Cavenaghi cumplió la promesa de tatuarse por la obtención de la Libertadores y lo hizo en la pantorrilla con su imagen besando la Copa.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario