Champions League

Real y eterno campeón

Los merengues alcanzaron la 13ª copa tras vencer a Liverpool 3 a 1. Bale fue la figura con 2 goles. ¿Ultimo partido de Ronaldo en la Casa Blanca?

Domingo 27 de Mayo de 2018

Otra vez Real Madrid se quedó con la orejona. El merengue despachó a Liverpool en el Olímpico de Kiev por 3 a 1 y se consagró campeón de la Liga de Campeones. Y esta vez no fue el partido de Cristiano ni del egipcio Salah, sino de Gareth Bale con un doblete. Uno de sus goles lo hizo con una tremenda chilena como lo había logrado el portugués tiempo atrás. La apertura fue de Benzema gracias a una falla del arquero Karius, uno de los culpables de que los ingleses se quedaran sin nada.
   Zidane había decidido dejar a Bale en el banco ayer en Kiev y colocar a Isco en su lugar, acompañando a Benzema y Ronaldo. Pero fue el galés el que se llevó todos los flashes con sus goles, uno de ellos con una chilena de fantasía. Liverpool intentó dar el batacazo y hacer historia, pero perdió a su máxima figura, Salah, por lesión. Y los españoles sacaron provecho de esa situación y, encima, contaron con la colaboración del guardavalla Karius, que hizo fácil el trámite para la consagración.
   Real Madrid festejó una vez más. Fiel a su costumbre en el fútbol europeo, pero en el medio de toda esa euforia Cristiano habló y dijo: "Fue muy bonito estar en el Madrid". La frase generó preguntas sobre su futuro porque con esas palabras habló hacia futuro con el merengue quedando atrás. ¿Habrá sido su último partido y título en el merengue? "En los próximos días daré una respuesta a los aficionados", expresó. El portugués mantuvo una postura melancólica en algunos pasajes de los festejos por la obtención de la 13ª Orejona para la Casa Blanca. "Hemos hecho historia y ahora hay que disfrutar", afirmó.
   "Ahora hay que disfrutar este momento. (Zinedine) Zidane, el cuerpo técnico, el futuro de los jugadores no es lo importante en este momento. No tengo dudas, no es importante ahora. Luego descansar e ir con la selección. Ya veremos que va a pasar", concluyó.
   Liverpool, que había llegado al empate parcial con un tanto del senegalés Sadio Mané, comenzó su debacle a la media hora cuando perdió por lesión a su máxima figura, el egipcio Mohamed Salah. A días del Mundial de Rusia, Real Madrid abrochó la tercera Liga de Campeones consecutiva en la era del técnico francés Zinedine Zidane para darle un cierre perfecto a una temporada que lo tuvo con escaso protagonismo en el ámbito local.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario