Otro golpe de gracia de Zampedri a Talleres
El goleador entrerriano liquidó la definición con el quinto penal y volvió a ser el encargado de amargar a Talleres, al que le convirtió en los dos partidos anteriores que disputaron, ambos en Córdoba.

Quinto penal para Central. De ser gol el canalla festejaría el pasaje a octavos de final de la Copa Argentina. Fernando Zampedri caminó media cancha rumbo hacia la pelota y fue el momento en el que los hinchas de Talleres seguramente pensaron que su suerte ya estaba echada. El entrerriano la puso contra un palo y el festejó se tiñó de azul y amarillo. Sí, otra vez Zampedri contra Talleres. Un jugador que en barrio Jardín ya miran con ojos malvados.

Central le había ganado a Talleres por la segunda fecha de la Superliga por 1 a 0 y el gol había sido de Zampedri, el mismo jugador que en aquel debut en el interinato de Leonardo Fernández también había marcado en el Kempes en el torneo anterior.

Ayer estuvo lejos de convertir. Ni siquiera contó con aproximaciones más o menos serias al arco de Guido Herrera. Pero en el final pudo hacer de las suyas.

Es más, el mayor protagonismo que tuvo fue en dos jugadas en las que pareció que no iba a poder continuar en cancha. La primera a los 9' luego de una fuerte infracción del Cholo Guiñazú y la segunda en el complemento, tras disputar una pelota con Quintana. En ambas se quejó por el dolor, se revolcó, fue atendido y sacado del campo de juego. En ambas volvió.

Por eso el final del partido lo encontró en cancha y encima como quinto pateador del canalla, para emular a los otros cuatro (Ortigoza, Parot, Gil y Camacho) que ya se habían parado frente a la pelota. Y ese penal fue el golpe de gracia que Central le propinó a Talleres, como ocurrió en Córdoba en los dos últimos partidos en los que estos equipos estuvieron frente a frente.