Ovación

Niell: "No soy muy consciente de lo que hice"

Franco Niell fue figura ante Boca Juniors. Y ayer volvió a ser el destacado, esta vez en la casa del eterno rival con todo lo que implica y representa para Rosario Central.

Lunes 07 de Abril de 2014

Entró al vestuario y se internó junto al grupo para celebrar en la intimidad. Luego de una ducha reparadora, Franco Niell comenzó a deambular por los pasillos del Coloso con las manos en los bolsillos y renqueando, fruto del encontronazo con Heinze cuando la historia del derby recién comenzaba. Eso sí, cruzaba palabras y sonrisas con algunos de sus compañeros o recibía abrazos de los dirigentes cuando lo visualizaban en todo instante. Si bien el petiso fue el autor material del triunfo auriazul sobre la Lepra, a juzgar por las palabras que exteriorizó una vez que tuvo contacto con los medios, el delantero dejó la sensación de que no se percató del todo de lo que gestó con su remate cruzado cuando iban 47 minutos. De hecho, le confesó a Ovación que "la verdad es que no estoy muy consciente de lo que hice". Suele pasar en algunos casos. Aunque, sin querer queriendo tal vez, ya quedó en la historia de los clásicos. Y de Central.

Niell fue figura ante Boca. Y ayer volvió a ser el destacado, esta vez en la casa del eterno rival con todo lo que implica y representa para Central. "Fue un partido muy difícil porque este es un equipo (por Newell's) que juega muy bien. Aunque por suerte trabajamos en la semana para tratar de contrarrestar el juego de ellos y nos terminamos llevando los tres puntos", declaró Franco sin alardeos antes de expresar lo que pensó cuando comenzó a encarar hacia el área leprosa segundos antes de que silenciara el Coloso.

"Como veía que el Chelo (Delgado) venía con la pelota, le metí para adelante y me asistió. Tenía dos opciones en ese momento, o la tiraba hacia la derecha porque estaba el Loco (Abreu) o encaraba. Y preferí eso antes de que pudiera acomodarme y pegarle cruzado", relató el diminuto delantero con precisión. ¿Qué pasó por su cabeza cuando notó que la pelota había entrado? "Que había hecho un gol muy importante. Y eso me pone muy feliz porque sinceramente trabajamos duro toda la semana para sacar este resultado. Pensé en el esfuerzo que había hecho todo el grupo. El equipo corrió todo y lo ganó porque usó la cabeza en todo momento", remarcó con humildad.

Claro que su gol no pasó desapercibido. Ni para los rojinegros ni para los auriazules, quienes debieron seguir el encuentro más importante desde lo emocional a través de una radio, televisión o internet por la veda que rige para el público visitante. ¿Si es consciente de lo que generó? "No, la verdad es que no estoy muy consciente de lo que hice, ja. Esperemos que ahora estén todos muy alegres", lanzó con timidez y ofrendando una tibia y pícara sonrisa.

Eso sí, cuando se lo consultó sobre si para ellos esta había sido la victoria más importante de la temporada, Niell no dudó y respondió con seriedad: "Fue una gran victoria. Claro que el hecho de haber ganado el clásico nos genera una alegría doble porque sabemos bien de qué se trata este partido. Pero el grupo no se detendrá en este festejo porque restan muchas fechas para que termine el torneo. Y Central no se puede quedar con esta alegría nomás".

Sobre el por qué volvió a festejar de nuevo con el Loco Abreu haciendo la cunita, el delantero dijo: "Porque hace pocos días nació mi hijo y es una forma de acordarme de él. Por eso ahora paso por Arroyo Seco, agarro mi auto y me voy a Buenos Aires rápidamente para poder estar junto a mi esposa y el nene, ya que desde que nació estuve apenas algunos ratos. Quiero disfrutarlo un día entero al menos". Por último le dejó un mensaje al ferviente pueblo canalla: "Que disfruten de este triunfo con mucha alegría, como la tenemos nosotros".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario