Ovación

Newell's no supo resolver lo que le planteó Gimnasia y debió conformarse con la igualdad

La lepra no encontró los caminos para quebrar al Lobo y terminó igualando 1-1, con goles de Maxi Rodríguez, a los 2, y de Barsottini, a los 14, ambos en el complemento, en un encuentro que terminó siendo parejo. Se lesionó Villalba. 

Viernes 15 de Agosto de 2014

Newell's se quedó en el amague. Es que tras el gol de Maxi Rodríguez, a los 2' del complemento, parecía que la lepra se encaminaba a poder hilvanar el segundo triunfo consecutivo en el torneo. Tenía la ventaja en el resultado y la iniciativa en el juego. Pero se durmió en una pelota parada, la única vía por la que por entonces podría inquietar Gimnasia, y el Lobo no lo perdonó y se quedó con un empate que se acomodó bastante a lo que resultó el trámite del  partido. 
 
Porque si bien Newell's fue un poco más en el primer tiempo, tras el gol de Maxi Rodríguez el Lobo empezó a crecer y ya antes del empate, que llegó por un cabezazo de Barsottini, a los 13' del complemento, tras una falta innecesaria de Corvalán, había inquietado a Ustari en un par de remates que no encontraron la seguridad del arquero como ante Boca.  
 
Si bien el gol tripero fue mucho premio a esa altura para el equipo de Troglio, frenó el impulso que traía la lepra, que ya nunca pudo recuperar el dominio del juego como en la primera etapa, en la que tuvo el dominio del juego y los tiempos, aunque le faltó profundidad, más allá de las dos chances que tuvo Nacho Scocco.
 
Desde el mismo inicio del partido, Newell's intentó erigirse en el protagonista del partido y lo consiguió por momentos, con buen traslado y circulación permanente de balón, además de la paciencia ya acostumbrada de este equipo, más allá de los técnicos. 
 
Sin embargo ese buen andar no tuvo profundidad en los primeros minutos, puesto que no epsaba cerca del área. 
 
De hecho avisó con un tiro ibre de Nacho, a los 7, que Monetti controló y un remate de lejos del propio Scocco, que agarró bien ubicado al arquero. Esas aproximaciones en el marco de un encuentro en que la Lepra tuvo el dominio del juego y los tiempos.  
 
Sin embargo, a los 26' tuvo una chance muy clara cuando Nacho -otra vez- metió un cabezazo, tras un tiro libre de Villalba, que se fue muy cerca del palo de Monetti que nada tenía que hacer.
 
La mala para Newell's en este etapa fue la salida por lesión de Hernán Villalba.  
 
El compplemento mostró otra actitud de Newell's, al punto que a los 2 minutos hizo gritar a todo el Coloso cuando Maxi Rodríguez llegó para tocar al gol, tras un cabezazo de palomita de Figueroa que se estrelló en el palo, luego de un centro de Tevez.   
 

 
 
Pero la ventaja le duró a poco al rojinegro, que en una pelota parada sufrió la igualdad, cuando Barsottini se elevó y metió el cabezazo goleador que dejó sin chances a Ustari, que antes había tenido una floja reacción ante un remate de Rojas. 
 

 
Tras el gol de Gimnasia, la lepra acusó el golpe y no consigue reaccionar del impacto que le significó el tanto del Lobo, que en este pasaje del partido es un poco más que la Lepra que parece maniatada. 
 
A los 30', una gran asistencia del Negro Figueroa casi deja mano a mano a Martín Tonso ante Monetti, pero el balón no le bajó nunca. Esa jugada fue bisagra para que Newell's volviera a amigarse con el balón y a manejar un poco el trámite del partido, aunque nunca le alcanzó para inclinar la cancha y preocupar en demasia a Monetti, el seguro arquero del Lobo.
 
En definitiva, Newell's perdió una buena chance para seguir creciendo y hacer camino al andar ante un Gimnasia que lo incómodo cuando alcanzó la igualdad y nunca lo dejó jugar cómodo. 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS