Ovación

Newell's mejoró pero eso solo no alcanza

La nueva caída de Newell’s, la quinta en el torneo, profundizó la crisis futbolística. Hubo una mejoría, es cierto, pero eso no alcanzó para frenar el crítico momento que se atraviesa. Roberto Sensini esta vez salió enseguida a enfrentar los micrófonos..

Lunes 28 de Marzo de 2011

La nueva caída de Newell’s, la quinta en el torneo, profundizó la crisis futbolística. Hubo una mejoría, es cierto, pero eso no alcanzó para frenar el crítico momento que se atraviesa. Roberto Sensini esta vez salió enseguida a enfrentar los micrófonos para aquietar las convulsionadas aguas del Parque y aclaró que “siento que tengo fuerzas y será muy importante el partido con Arsenal. Estoy convencido de que con trabajo vamos a salir de este mal momento”. Con estas palabras evitó que se tejieran rumores de renuncia como sucedió la semana pasada cuando el DT se retiró sin hacer declaraciones tras las caída ante Argentinos Juniors. Lo que se desprende del análisis que hizo Boquita es que el duelo frente a Arsenal del sábado será de vital importancia en cuanto a la continuidad del proyecto, lanzado hace más de dos años.

Hoy, sobre todo los dirigentes, son plenamente optimistas que el técnico dará vuelta esta situación y nadie se puso a pensar en un plan B. Para muchos sorprende la posición que se encuentra el equipo en la tabla, penúltimo en el torneo junto a All Boys, pero para otros no. Antes del arranque del Clausura el entrenador avisó y pidió “paciencia a la gente” previendo lo que podía suceder. Y Sebastián Peratta, en una nota con Ovación hace una semana, dejó en claro que “el objetivo es salvar a Ñuls, no salir campeón”.

Mensajes claros, pero que tal vez no fueron tomados demasiado en cuenta y sólo se esperaba una campaña peleando en los primeros lugares. ¿Qué los había llevado a estos protagonistas a pensar las dificultades que iban a tener? Las bajas que se produjeron y las incorporaciones que se realizaron. “Si antes no sobraba nada, ahora falta gente para enriquecer el plantel”, se escuchó decir por lo bajo en el búnker rojinegro, donde siempre se recuerda que se fueron Formica, Alayes, entre otros, y “el único refuerzo de jerarquía que llegó es Bieler”.

A Newell’s nunca le sobró nada en campañas anteriores y cuando ganaba lo hacía con lo justo. Ahora también está con lo justo o con menos riqueza, pero encima los que antes sostenían al equipo ahora están atravesando por un bajón futbolístico que hizo resentir toda la estantería leprosa. Y los resultados están a la vista. Con un Newell’s que no logra encontrar su norte y poniendo al entrenador al borde del jaque mate.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario