Ovación

Newell's por fin lo hizo: cortó la racha de ocho partidos sin ganar

Con un hombre menos durante casi todo un tiempo, se impuso sobre San Martín de San Juan por 1-0 gracias al tanto de Maxi Rodríguez, a los 66'.

Sábado 19 de Septiembre de 2015

Newell's finalmente lo hizo. Tras ocho fechas retomó la senda de la victoria. Le costó, y mucho. Pero el equipo que conduce Lucas Bernardi logró sacar adelante un partido complicado, ya que estuvo en inferioridad numérica durante casi todo el segundo tiempo, para imponerse ante San Martín de San Juan por 1-0. El gol lo hizo el delantero Maximiliano Rodríguez a los 66'.

Parece que se cumplió lo que dijo Bernardi tras el empate en el clásico. Porque hacía avisado que comenzaría una nueva etapa porque frente a Central los jugadores habían demostrado que estaban vivos. Y esta noche lo ratificaron ante un equipo sanjuanino que vendió cara la derrota.

Newell's salió a la cancha a buscar ese triunfo que tanto necesita. Dominó las acciones y arrinconó a San Martín de San Juan, pero no pudo inclina la balanza a su favor. Principalmente debido a que no estuvo fino a la hora de dar la estocada final. Porque el marcador dice que el partido está 0-0 pero el trámite marca que el local mereció un poco más.

El rojinegro mostró una clara mejoría respecto de sus últimas presentaciones. Porque recuperó el protagonismo y la intensión de juego. Complicó a un equipo sanjuanino que no pudo generar demasiado porque no tuvo la pelota para hacerlo, pero que tuvo la más clara del primer tiempo en el tiro en el palo del delantero Marcos Figueroa a los 44'.

Más allá de esa jugada, el resto fue casi todo del dueño de casa, que contó con la posesión de la pelota durante casi todo el período inicial.

Los primeros minutos del partido mostraron al local jugando muy cómodo en campo rival. Y a los 6' casi cambia por gol esa suerte de superioridad que mostró. Lo tuvo en el botín derecho Maxi Rodríguez, que enganchó dentro del área y remató cruzado sin precisión.

Un puñado de minutos más tarde el delantero Lucas Boyé llevó peligro al arco defendido por Ardente con un remate desde larga distancia que salió cerca del palo.

A medida que avanzó el partido la pelota siguió en los pies de los jugadores de Newell's, pero el dominio territorial no era tal. De a poco San Martín comenzó a hacer pie en el partido y a emparejar el trámite, aunque sin llevar riesgo cierto al arco del pibe Ezequiel Unsain.

La emoción volvió al partido sobre el cierre de la primera mitad. A los 42' el lateral Báez se escapó por la banda izquierda y se encontró con la pelota frente al arco pero su remate cruzado salió desviado.

Sobre el cierre llegó la máxima emoción de esa etapa, cuando a los 44' el delantero Figueroa sacó un remate que impactó en el palo del arco de Usain.

La más clara de la primera mitad la tuvo el elenco visitante, pero fue el local dominó las acciones e hizo el gasto.

El trámite del partido tuvo un giro tan importante como inesperado en el arranque del complemento. Porque a los 3' el zaguero Víctor López vio la tarjeta roja por una entrada a destiempo, y todo se hizo cuesta arriba para el dueño de casa. 

Entonces llegó el momento del elenco visitante, que de a poco comenzó a ganar terreno y a complicar al local, que apelaba al orden y al despliegue para disimular la inferioridad numérica.

Y San Martín tuvo una muy clara para abrir el marcador. A los 18' el delantero Figueroa tuvo un mano a mano pero la moneda cayó para el lado de Unsain, que no dudó en salir rápidamente para achicar los espacios.

El cuadro de situación lo ponía a San Martín como el favorito a abrir el marcador. Pero a los 66' apareció el delantero Maxi Rodríguez para hacer delirar al Coloso. La Fiera picó en profundidad y se encontró con la pelota ,tras una gran habilitación del Mugni, para puntear la pelota y establecer el 1-0.

A partir de ese momento Newell's se dedicó a hacer un paritod inteligente. Defendió la ventaja con orden y criterio ante un rival que salió a quemar las naves. A tal punto que el entrenador Carlos Mayor puso cuatro delanteros en cancha.

De a poco la Lepra le empezó a bajar la persiana al partido. Pero necesitó que vuelva a aparecer la figura del pibe Unsain, que desactivó otro remate del delantero Figueroa.

Así el partido se fue diluyendo. Con un local bien plantado y con la visita apurada por llevar la paridad al marcador. Y en ese intercambio de intensiones fue el dueño de casa el que prevaleció. Y con el pitazo final cerró bien fuerte el puño para festejar el reencuentro con el triunfo tras ocho fechas.

 


 

 

 

 

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS