Ovación

Mucho amague e intensidad, pero sin goles

Colón y Unión empataron 0 a 0 en el estadio sabalero en un partido típicamente clásico.

Lunes 14 de Septiembre de 2015

Colón y Unión volvieron a encontrarse en una cancha de fútbol tras dos años y animaron un clásico cerrado que terminó en un empate sin goles, con augurios de revancha en tres semanas, pero en este caso en cancha tatengue.
Es que el formato ecléctico de este campeonato de 30 equipos con la caprichosa, pero incomparable, fecha con los clásicos uno detrás del otro hará que Unión y Colón vuelvan a enfrentarse en veinte días en el estadio 15 de Abril de la avenida Vicente López y Planes.
Con muchas pelotas detenidas o de larga distancia, Unión se aproximó en los primeros minutos con Leandro Sánchez, que conectó tan forzadamente que en la puerta del área chica recibió un centro y la mandó por encima del travesaño. Pero muy arriba.
Luego fueron De Iriondo y Mauricio Martínez, que exigieron a Broun desde afuera del área.
De a poco Colón fue encontrando protagonismo. Primero fue con un centro de Sperduti que encontró solo al goleador Pablo Vegetti, pero el ex Gimnasia le dio mala dirección a la pelota.
Las llegadas posteriores de los volantes Guanca y Alan Ruiz hicieron lucir a Nereo Fernández, que fue convirtiéndose en una de las figuras del clásico.
Sin embargo, Unión tuvo una clarísima con un gran tiro libre de Ignacio Malcorra y su pegada aterciopelada que estrelló la pelota en el travesaño.
Al ratito nomás fue el arquero de Unión el que volvió a defraudar a los atacantes de Colón, porque al buen funcionamiento de Alan Ruiz, Guanca y Vegetti intentaron la definición pero Fernández respondió una y otra vez.
Otra vez la última oportunidad la tuvo el equipo de Madelón con una aparición de Villar y un remate que los defensores llegaron a despejar al córner.
Sobre el final Clemente Rodríguez tuvo una reacción que le valió la tarjeta roja.
Unión no tuvo tiempo para usufructuar el hombre de más. Apenas un tiro de esquina que rechazó defectuosamente Broun, pero que no generó mayor peligro para el equipo que dirige el ex volante de Newell’s Darío Franco.
En tres semanas volverán a encontrarse quizás con menor cantidad de apremios, sobre todo del lado de Colón, que los que afrontaron en este reencuentro que, como siempre, paralizó a la capital de la provincia.
Al fin y al cabo a ninguno de los dos les cayó mal el empate. w

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS