Ovación

Messi sin nada: no pudo llegar al gol 500 y Barcelona perdió el clásico ante Real Madrid

El equipo culé perdió 2 a 1 y perdió el invicto en la Liga Española. El equipo merengue se impuso en el Nou Camp con los goles de Karim Benzemá y Cristiano Ronaldo. Piqué había abierto la cuenta.

Sábado 02 de Abril de 2016

 

El Real Madrid, con un gol de Cristiano Ronaldo en la recta final del partido, ganó 2 a 1 en su visita al Barcelona en el gran Clásico del fútbol español, este sábado en la 31ª jornada, con lo que añade una importante dosis de emoción a la Liga.

Cristiano dejó helado al Camp Nou en el minuto 85, rematando en el área tras bajar con el pecho un centro de Gareth Bale, al que le habían anulado un gol por falta en el área apenas cinco minutos antes.

Gerard Piqué había adelantado al Barcelona en el minuto 56, de cabeza en un saque de esquina, pero Karim Benzema, de volea en el área a centro de Toni Kroos, equilibró el partido poco después, en el 62.

Sergio Ramos no pudo terminar el partido y dejó al Real Madrid con diez, tras ser expulsado en el 83, al ver la segunda amarilla.

El Barcelona se queda con 76 puntos y ve ahora cómo el Atlético de Madrid, segundo con 70, se acerca a 6 puntos, ya que poco antes había arrollado al Betis (5-1). El Real Madrid (69), por su parte, reduce su desventaja a los 7 puntos, con lo que podrá seguir apurando sus opciones de ser campeón, cuando todavía quedan siete jornadas por disputarse.

La derrota en el Camp Nou pone fin además a la racha de 39 partidos invictos del Barcelona, un récord en el fútbol español, y sobre todo empaña el homenaje de la hinchada azulgrana a Johan Cruyff, mito del club, fallecido la pasada semana y al que se brindó un gran recuerdo antes del Clásico.

El partido, con un juego decepcionante, parecía dirigirse a un triste reparto de puntos, hasta que todo se revolucionó con la llegada del minuto 80, cuando el Real Madrid despertó con fuerza ante un Barcelona demasiado dormido.

Al gol anulado de Bale en el 80 por una dudosa falta sobre Jordi Alba le siguió una buena ocasión de Cristiano, que la terminó estrellando en el travesaño en el minuto 81, y otra de Bale, que alejó en el área pequeña Jordi Alba (82).

La siguiente oportunidad fue ya la del gol del astro portugués, hasta entonces diluido en la apatía general y que sumó su 29º tanto en esta Liga.

Antes de esos diez minutos finales de locura, el clásico había decepcionado.

En la primera parte, el Barcelona tuvo el control del balón, aunque no supo traducir ese dominio e iniciativa en ocasiones.

Suárez, que se tropezó antes de rematar en el minuto 10 un pase de la muerte de Neymar, e Ivan Rakitic (20), con un tiro con la zurda que probó al arquero costarricense Keylor Navas, fueron los primeros en llevar peligro.

La polémica arbitral no tardó en llegar, en el 24, cuando Lionel Messi fue derribado cuando entraba en el área por Sergio Ramos, que en caso de haber visto la amarilla hubiera sido ya expulsado en ese momento, ya que ya había sido amonestado previamente.

El Real Madrid apenas lograba poner en problemas al chileno Claudio Bravo, tan solo con intentos aislados de Cristiano (25, 30).

En la segunda mitad, Messi, que necesitaba un gol para llegar en este partido al número 500 de su carrera, tuvo su mejor ocasión del partido con un disparo que obligó a Navas a volar para poder despejar a córner (54).

El arquero centroamericano no pudo hacer nada en el 56, cuando un saque de esquina de Rakitic fue cabeceado a la red por Piqué, que superó a su marcador Pepe y estableció el 1-0.

Pero la alegría local no duró mucho. En el 62, Marcelo se fue en velocidad en la banda izquierda, abrió para Kroos, quien envió un centro para que Benzema, de primera, pusiera el 1-1.

Tras veinte minutos con más tensión que espectáculo, el Real Madrid se puso en pie y el gol de Cristiano en el 85 dio la victoria a los visitantes, a la vez que abre la Liga a falta de siete jornadas.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario