Ovación

Luego del paso por la B Nacional, Central buscará afirmarse en primera división

El director técnico canalla, Miguel Angel Russo, le da forma al equipo con el que espera poder transitar la máxima categoría del fútbol argentino sin sufrir zozobras. 

Sábado 22 de Junio de 2013

Está la creencia futbolera de que a los equipos recién ascendidos a primera división les cuesta horrores mantener la categoría en la primera temporada. Es más, también se afirma que muchos descienden de manera casi automática, ya que el sistema de promedios es una daga para los que recién suben. Pero yendo al archivo reciente esto está en las antípodas. Porque el dato más que contundente es que en los últimos tres años, lapso en el que Central estuvo en la Primera B Nacional, se produjeron nueve ascensos a la máxima categoría y sólo un equipo, Quilmes, en la temporada 2010/11 volvió luego de un año al fútbol de ascenso. Igualmente, Central deberá sumar en la temporada 2013/14 un colchón cercano a los 50 puntos para no tener que vivir con la calculadora en la mano.

En la temporada 2010/11 los ascendidos al fútbol grande que conservaron la plaza fueron All Boys y Olimpo, mientras que Quilmes apenas juntó 39 puntos y volvió a la B Nacional sin escalas. Luego, en la temporada 2011/12 hubo cuatro equipos que arrancaron con el promedio en cero y todos mantuvieron la categoría: Belgrano, Atlético Rafaela, Unión y San Martín de San Juan (48 puntos), este último tras igualar cero a cero en los dos partidos de promoción con los canallas, instancia que ya no existe más porque se pasó a tres descensos directos.

Por último, en esta temporada 2012/13, donde aún queda una fecha por jugar, ya aseguraron su permanencia tanto River como Quilmes, los últimos dos pasajeros que tuvo la primera división. River lo hizo con 61 puntos y Quilmes con 47 unidades.

Además, de los equipos mencionados que ascendieron en los últimos años, hay que decir que Central está mucho más cerca de River en convocatoria, historia y recursos que los otros clubes que subieron, sin menoscabarlos por supuesto.

Así, lo que sabe Central es que esa leyenda de que es muy difícil hacer pie en la primera categoría ni bien un equipo sube ahora no es tan así. Y los números lo reflejan. Es que la B Nacional levantó su nivel y el fútbol de primera en general bajó su performance, con excepción de los cuatro o cinco equipos que suelen pelear arriba.

Claro que Central sabe que será fundamental conservar la base de jugadores que logró el ascenso, pero a la vez reforzarlo con cinco o seis jugadores de los denominados de "jerarquía", porque atesorar por lo menos 50 unidades no será una tarea sencilla. Lo que no es un dato menor es que estará el plafón de un técnico como Miguel Angel Russo, que conoce el paño y armará un equipo competitivo que no será menos que los rivales que le toque enfrentar.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario