Ovación

Los titulares fueron goleados en la práctica y hubo un cruce entre Krupoviesa y Mouche

El estado de ánimo en Boca Juniors sigue distando del mejor según se pudo observar en el entrenamiento de fútbol, en el que los titulares (con Riquelme, Palermo y Palacio a la cabeza) perdieron 5 a 1, hubo un cruce entre dos jugadores y apareció una bandera que acicatea a Carlos Bianchi para que asuma inmediatamente como entrenador del plantel profesional.

Jueves 28 de Mayo de 2009

Buenos Aires.- El estado de ánimo en Boca Juniors sigue distando del mejor según se pudo observar en el entrenamiento de fútbol, en el que los titulares (con Riquelme, Palermo y Palacio a la cabeza) perdieron 5 a 1, hubo un cruce entre dos jugadores y apareció una bandera que acicatea a Carlos Bianchi para que asuma inmediatamente como entrenador del plantel profesional.

Por lo pronto, los titulares que formó el entrenador con pronta fecha de vencimiento, Carlos Ischia, que serían de la partida ante San Martín de Tucumán son Roberto Abbondanzieri; Hugo Ibarra, Julio César Cáceres, Gastón Sauro, Juan Krupoviesa; Fabián Vargas, Sebastián Battaglia, Cristian Chávez; Juan Román Riquelme; Rodrigo Palacio y Martín Palermo.Pero sobre la mitad del partido de 45 minutos corridos en Casa Amarilla Vargas salió por una molestia en una pierna e ingresó Leandro Gracián.

Mientras comenzaba la práctica, un hincha puso la apostilla relacionada con la sucesión de Ischia, al colocar una bandera sobre una baranda de la pequeña tribuna con la leyenda: “Bianchi si querés a Boca asumí como DT ya”. Un empleado pidió sacar la bandera del lugar argumentando “respeto al entrenador”, Ischia, pero minutos después el mismo trapo fue colgado detrás del arco que da a La Bombonerita y allí quedó por el resto de la práctica.

Ischia, ubicado en el medio del campo dirigiendo la práctica y emitiendo pocas palabras, vio cómo los suplentes goleaban 5 a 1 a los titulares con tres goles de Nicolás Gaitán y dos de Pablo Mouche, mientras Palacio anotó para el perdedor.

También en el campo hubo un cruce y un apéndice que da muestras de la sensibilidad que hay en el plantel. Tres choques tuvieron Mouche y Krupoviesa. El defensor se le quejó en la segunda y el joven delantero le espetó: “Cuando vos pegás nadie te dice nada”. Inmediatamente surgió la voz de Abbondanzieri desde un arco: “les damos de comer a todos”, en referencia a la prensa.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario