Clásico rosarino

Los técnicos de Central y Newell's palpitaron la previa del clásico en una imperdible "mesaza"

Leo Fernández y Juan Manuel Llop compartieron relajados un almuerzo con Ovación y pregonaron por un clásico en paz.

Jueves 07 de Diciembre de 2017

"Sí", fue la simple respuesta de Leonardo Fernández, técnico de Central, y de Juan Manuel Llop, entrenador de Newell's, ante la propuesta de Ovación de compartir un almuerzo y hablar del derby que se viene. El último partido de los dos equipos de la ciudad antes de que el torneo de la Superliga entre en receso. Y como siempre ocurre, muchas cosas hay en juego y todo queda paralizado. Sólo se piensa en esos 90 minutos que se jugarán esta vez en el Gigante de Arroyito.

El detalle particular es que después de unos años los técnicos de las dos entidades aceptaron juntarse a compartir una comida y charlar de todo lo que rodea a uno de los duelos más pasionales del mundo. Los dos interpretaron que los decibeles de la pasión enfermiza deben bajarse y pregonar por la paz, más allá del resultado deportivo. Porque, como ambos coincidieron, la vida sigue.

Fernandez Llop 4
Fernandez Llop 3
Fernandez Llop 5



El Chocho fue el primero en llegar al lugar elegido, un restorán céntrico. "Siempre fui puntual y me gusta serlo", dijo el técnico rojinegro, que llegó unos segundos antes de lo pautado. Unos instantes más tarde lo hizo Fernández. Ambos se saludaron amablemente y entablaron una charla como si se conocieran de siempre. La única condición que establecieron fue el horario de final del encuentro, a las 15, porque a la tarde los dos tenían que conducir los respectivos entrenamientos y comenzar a ratificar las formaciones que se manejan a esta altura sin demasiados misterios.
   

Llop intercambió opiniones sobre las bondades canallas con Leo y luego lo hizo su colega. Siempre dentro de un clima cordial, de buena onda y con muchas bromas. Sí, lo normal para el común de la gente, aunque a veces pueden aparecer voces que no interpretan lo mismo. La ceguera no deja mirar y/o disfrutar de "una fiesta", como reiteraron tanto Leo como el Chocho. Y precisamente uno de los fines del encuentro fue pregonar: que se pueda gozar y bromear, y que también aparezcan las "cargadas", como dijo Fernández, algo lógico y lindo que caracteriza al día después dependiendo del resultado.



LlopFernandez1.jpg
LlopFernandez3.jpg
LlopFernandez4.jpg


"Todo cambió y mucho", reconoció el Chocho sobre lo que sucede en estos encuentros. Es por eso que enseguida aceptó la idea de juntarse con Fernández ante la propuesta de este diario y juntos enviar un enésimo mensaje de que todo se puede mejorar. "Hay que modificar todo esto", insistió Llop sabiendo que no es simple y que llevará tiempo. "Habría que jugar más clásicos, incluso de verano", tiró Fernández, una idea que fue puesta en práctica tiempo atrás y luego debió archivarse.

Fernández y Llop dieron un paso importante al compartir un almuerzo e intercambiar opiniones y anécdotas. Teniendo en claro lo que significa el clásico, pero también que hay que disfrutarlo a pleno. Porque están en un lugar de privilegio y soñado.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario