Ovación

Los extremos, juntos en el Fangio

Larrauri descolló entre los históricos y Collino entre los titulares. El TC 2000 unió generaciones y hoy promete emoción  

Domingo 25 de Agosto de 2013

Habrá que ir abrigado si la temperatura sigue como ayer en el Fangio. Pero el sol salió, la jornada transcurrió sin problemas y con el atractivo de los pilotos históricos en pista, y hoy todo está dado para que el TC 2000 y sus teloneras brinden un buen espectáculo. Es que la del Juan Manuel Fangio, por la 8ª fecha del campeonato, será una carrera especial, con un Súper 16 previo que valdrá la pena ver y que ordenará sin dudas una grilla poco habitual, por lo que pilotos con menos potencial pueden estar adelante y viceversa. La pole que marcó el de Villa Regina Gianfranco Collino ya es anécdota, porque ahora dependerá de su invitado, que por suerte es de los buenos: el de Soldini Alejandro Bini, 4º ayer en los entrenamientos. El otro representante local, el Poppy Larrauri, descolló como siempre y mostró su vigencia.

   El que más contento habrá quedado con el sorteo de los binomios de ayer a la mañana debe haber sido Luciano Farroni. Es que al piloto del RS Project le tocó nada menos que Oscar Larrauri. Y es que al de Granadero Baigorria ni se le notan los 59 sobre el lomo recién cumplidos y en el mediodía de ayer dominó ampliamente los ensayos generales, girando además en tiempos parecidos en cada vuelta. Luego Farroni hizo lo suyo entrando al top 10 y clasificando 7º, por lo que sus perspectivas son muy buenas.

   Por supuesto, Collino también tiene buenas expectativas porque Bini fue 4º en los entrenamientos y no sólo es uno de los más jóvenes de los históricos, sino que mantiene su muñeca y de hecho este año hizo un fugaz regreso al TN.

   Los entrenamientos de los históricos fue lo más jugoso de la jornada, porque a varios le costó agarrarle la mano, como a Enrique Urrutia, que se despistó de entrada, o Jorge Serafini, al que le costó el primer curvón y rara vez lo tomó lanzado. En la parte trabada del circuito detrás de boxes es donde más tuvieron problemas de adaptación, pero lo que sí abundaron fueron los rostros felices, como el del Chiqui Nelson García, que hacía 5 años no se subía a un auto, lo hizo en la única cita de históricos en Córdoba y se tentó con volver en serio.

   De los que estaban comprometidos, se bajaron a último momento Daniel Cingolani (se quedó en el sanatorio Laprida a acompañar a su hijo Tomás, operado del pie izquierdo tras el accidente del viernes), Omar Bonomo y Henry Martin, el sanjuanino ganador del Súper 16 en el Cabalén. A ellos se les agregaron a último momento el rafaelino René Zanatta, el mendocino Juan Manuel Blasco y Néstor Benseny.

   Y a la hora de la clasificación de los titulares, que ordenó las llaves del Súper 16 para los históricos, primero brilló Luciano Farroni, con el asiento caliente que le había dejado el Poppy, pero a la hora de la verdad Collino no dio resquicios. Bien por Bruno Marioni, quien entró al top 10 por primera vez en sus tres incursiones en la categoría, pero a la hora del último esfuerzo el New Civic se le mancó y no pudo hacer una vuelta rápida.

   El líder Matías Milla fue 4º, mientras que su escolta Julián Santero no entró por primera vez entre los 10 y quedó 11º. En el Cabalén su binomio lo relegó al 12º lugar de partida y luego remontó hasta el 4º, ahora espera que el Pejerrey Belloso le dé una buena mano para escalar en la grilla.

   El TC 2000 de los jóvenes pilotos, con el condimento de los históricos, es el núcleo de atracción de la jornada solidaria en el Fangio. Las dos puntas se unen. El plato fuerte será hoy a las 12.15 con la carrera (TyC Sports). Y antes habrá palo y palo de los viejos que quieren seguir vigentes. Un domingo de fierro.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario