Ovación

Los argentinos acusados aún siguen prófugos

Burzaco, echado de Torneos, y los Jinkis son buscados por Interpol en Uruguay y Argentina.

Viernes 05 de Junio de 2015

El tsunami que sacudió el fútbol mundial sigue haciendo olas y parece no tener fin. Mientras ayer salieron a la luz nuevas revelaciones, respecto a los mundiales 1998 y 2010 (ver aparte), los hasta ahora únicos tres argentinos implicados siguen prófugos de la Justicia y son buscados intensamente por Interpol. Uno de ellos, despedido como cabeza de Torneos y Competencias, Alejandro Burzaco, es el único que estaría fuera del país.
Burzaco, junto a Hugo y Mariano Jinkis (padre e hijo), fueron acusados por la Justicia estadounidense de efectuar sobornos a varias asociaciones nacionales (entre ellas la AFA) en nombre de sus empresas, para quedarse con envíos televisivos de competencias internacionales. Y Estados Unidos pidió sus extradicciones, pero los tres se mantienen fugitivos y son buscados por Interpol.
Precisamente, la sospecha es que Burzaco se encuentra oculto en Punta del Este, mientras que no hay indicios de que los Jinkis hayan abandonado el país. En caso de ser detenido cualquiera de ellos fuera de la frontera serán extraditados a Estados Unidos directamente, mientras que si ocurriera en Argentina será el juez federal Claudio Bonadio el que decidirá si son extraditados y en última instancia el Poder Ejecutivo.
En paralelo, el presidente de Boca Daniel Angelici, el de San Lorenzo Matías Lammens y el de Racing Oscar Blanco tomaron más distancia de la conducción de la AFA a cargo de Luis Segura, un grondonista de la primera ola, justo cuando se investiga si el fallecido ex presidente Julio Grondona está implicado en los sobornos. A Angelici le vino como anillo al dedo, ya que se desvió la atención de todo el escándalo por la descalificación de Boca en la Copa Libertadores, mientras que Lammens impulsa a Marcelo Tinelli a la presidencia afista.

Irlanda aceptó soborno de la Fifa en 2010

En 2009, en París, Thierry Henry bajó una pelota con la mano en adicional y le sirvió el gol a William Gallas. Fue 1-1 para Francia en suplementario y clasificación al Mundial 2010. Irlanda, el perjudicado, amenazó con ir a la Justicia para que se hiciera un nuevo partido y como la Fifa no quiso, a principio de 2010 acordó con la federación (FAI) de ese país un “préstamo” de 5 millones de dólares para la construcción de un estadio. Eso lo informó ayer el presidente de la FAI, John Delaney, y lo ratificó poco después la Fifa en un comunicado. Ambos dicen que fue un “acuerdo”.

Coimas para los mundiales de Francia y Sudáfrica

Fue una confesión del arrepentido ex vicepresidente de la Fifa, el estadounidense Chuck Blazer, en 2013 pero ayer vio la luz en medio de las réplicas del terremoto que sacudió a la Fifa en estos días. Y en ella afirma que cobró sobornos para comprar votos para los mundiales de 1998 y 2010. Para el primero, en realidad los votos eran para Marruecos, que luchaba por quitarle la sede a Francia y no lo logró. Y para el otro directamente los sufragios fueron para el ganador: Sudáfrica, y se sospecha fueron canalizados a través del ex vice de la Fifa Jack Warner, detenido.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS