Ovación

Lequi: "No hay posibilidades de relajarse porque faltan siete finales"

El experimentado defensor de Central dijo que vienen trabajando muy fuerte desde hace diez meses para estar dónde están, pero que "no alcanza ni hay posibilidades de relajación,  porque quedan siete finales todavía". También dijo que fueron "inteligentes, pacientes y oportunos"

Lunes 30 de Abril de 2012

"No hay posibilidades de relajarse porque faltan siete finales", dijo Matías Lequi, uno de los referentes de Central y uno de los jugadores más pensantes e inteligentes de un plantel muy maduro y autocrítico. Para quien "no hemos logrado nada, faltan siete partidos y hay que seguir ganando, porque no hay margen para la revancha".

Respecto a cómo se imagina o cómo planifica lo que viene, teniendo en cuenta que están peleando palmo a palmo con River e Insituituto, señaló: "De la misma manera, no hemos logrado nada. Faltan siete partidos y hay que seguir ganando, porque no hay margen para la revancha".

Cuando se le dijo que desde lejos se escuchaba el festejo de los jugadores en el vestuario, tras el triunfo, y cuando se le preguntó a Pizzi que signficaba tener un vestuario así dijo "es importantísimo porque eso tienta para ganar y salir campeón", consultado cuál era su visión sobre el particular comentó: "Para nosotros no es novedoso, sabemos el plantel, el cuerpo técnico y los dirigentes que tenemos. Trabajamos todos para el mismo objetivo, venimos trabajando hace diez meses muy fuertes para estar dónde estamos, pero no alcanza, ni hay posibilidades de relajación porque quedan siete finales todavía".

Además de recalcar que están haciendo un buen trabajo y de que él no mira ni a River ni a Insitituto, comentó que en el primer tiempo cuando le pedía tranquilidad a sus compañeros fue para "estar tranquilo, porque no había que cometer errores, porque si te convertían un gol se iban a meter atrás, y además teníamos 90 minutos para ganar el partido". 

Consultado sobre si hoy fueron más oprtunos que otras veces, el zaguero comentó: "Sí se puede decir que fuimos inteligentes, pacientes, oportunistas y todos los calificativos que le quieran agregar. Sabíamos que ibamos a tener cinco situaciones de gol como mucho y así fue".

Al final del partido y con la victoria en el bolsillo, Lequi se estrechó en un fuerte abrazo con Toledo que parecío toda una señal: "Porque nos pone feliz a todos que un chico que no tiene la continuidad que tenemos nosotros pueda sentirse importante para un grupo y en la cancha sobre todo. Y nos pusimos contentos por él como por Pirulo (Rivarola) que hizo el gol el otro día. Esperemos que se den cuenta de que necesitamos de todos".

Sobre el hecho de que a Toledo le tocó ser el suplente del goleador, el defensor lo fundamentó en el hecho de que "el fútbol es así, a veces estás en los lugares menos indicados, pero hoy respondió y nos dio la victoria".  

Lequi también descartó que los partidos de la Copa Argentina sean un desgaste exagerado para este grupo: "Juagmos tres partidos por la Copa Argentina y son tres partidos más en tres meses, eso no es un desgate ni físico ni psicológico, no influye en nada, hay que estar preparados. Se hicieron algunos cambios el otro día y se demostró que el plantel está bien y que no hay ningún problema".

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario