Ovación

Las pibas de Central A son las dueñas de la pelota

Ganaron los últimos tres torneos de la Rosarina, tienen a la goleadora y a una jugadora en la selección.

Sábado 01 de Diciembre de 2018

El 2018 es de ellas. Ganaron los dos campeonatos del año, los sumaron a la victoria del año pasado y se convirtieron en tricampeonas. Cuentan con la goleadora del torneo: Jésica Lonigro, la artífice de 52 goles. Jugaron dos clásicos contra Newell's (estuvieron ambas hinchadas y no hubo conflicto alguno): empataron el primero 2 a 2 y ganaron el segundo 4 a 1 (en el tercero salieron a la cancha con el equipo B y perdieron). La capitana del A, Virginia Gómez, integra la selección nacional y tiene chances de viajar al Mundial de Francia el año próximo. Todo el grupo (A y B) fue a alentarla con una bandera especial cuando las albicelestes se enfrentaron a Panamá en Sarandí y se trajeron la alegría del triunfo. Además, jugaron hace pocos días en el Gigante un preliminar contra Estudiantes, un rival de la categoría A de la AFA, y también se quedaron con la victoria. Las chicas de la primera A de Rosario Central este año son las dueñas indiscutidas de la pelota en la ciudad. Y no se descarta que en poco tiempo puedan comenzar a competir en AFA. Quieren pero no depende de ellas, sino de sus bolsillos.

Todos esos triunfos se magnifican si se mira a la cabeza del equipo, la ex jugadora de la selección nacional y actual técnica Rosana "Zurda" Gómez. Mientras a la AFA le costó definir quién debe dirigir a los muchachos de la selección, acá hay entrenadora para rato. Es que Gómez no sólo conduce al tres veces campeón local, también entrena a la selección femenina de Rosario y al combinado universitario argentino que el año próximo viajará a los Juegos Olímpicos Universitarios en Nápoles. Y no hace falta decirlo: a pesar de los logros deportivos, esta mujer no cobra ni por asomo lo que un técnico de selección.

El equipo amateur de chicas del club de Arroyito ganó este miércoles por la noche el tercer campeonato consecutivo de la Asociación Rosarina de Fútbol (ARF), tras vencer en un reñido partido a Coronel Aguirre por 4 a 3 y prácticamente no descansó.

La mayoría de ellas se calzó los botines a las pocas horas, tras atender a sus hijos, trabajar o estudiar, para jugar el torneo internacional Cup Fem, en Granadero Baigorria. Allí, el jueves, las encontró Ovación. Aún festivas y con ganas de compartir la gloria. Por eso no dudaron en invitar a sus compañeras de Central B a ser parte de la foto para este diario. Porque "las nenas" (así las llaman a las Sub 18 del B) cuando no aportan juego al A son una hinchada fiel.

Las tricampeonas dicen que este es un año "para no olvidar" y agradecen: en primer lugar a la entrenadora (quien faltó con aviso a la nota porque viajó a Uruguay a un congreso de Fifa), en segundo lugar dedican la tríada de logros a sus familias, también a la hinchada y al club (especialmente a la Comisión de Mujeres auriazules que les dio apoyo, "siempre", según dicen).

Puertas adentro del club las llaman Las Guerreras. Junto a Lonigro y Gómez conforman el equipo Estefanía Varela, Nadia Capo, Camila Bellavia, Cecilia Centurión, Pamela Juárez, Laura Oroso, Romina Escalada, Luana Rodríguez, Melanie Alvarez, Graciela Paris, Camila Rodas, Maira Sánchez, Valentina Mana, Paula Salguero. Soledad Quiroz y Viviana Ortiz.

Cecilia y Romina son las "madres del equipo". Valentina es "la estudiosa": cursa profesorado de educación física y Camila le seguirá los pasos el año próximo cuando comience a cursar el traductorado de inglés. Virginia, la capitana, y Paula, la segunda goleadora del plantel, están desocupadas. La mayoría es de Rosario pero hay canallas nacidas en localidades como San Jorge y Correa. Hay algunas estudiantes secundarias, aunque la mayoría son trabajadoras: vendedoras, empleadas de limpieza, de un taller de costura, una es integrante de una cooperativa de impresiones de volantes y una más empleada de un shopping.

Cuando se les pregunta a qué le restan tiempo para entrenar, repiten casi al unísono: "A la familia". Sin embargo aseguran que jugar es lo "mejor" que les pasa. Dicen que se "divierten", "comparten" y les da "autonomía". Todas piensan seguir en carrera a cómo dé lugar.

Mientras hablaban con este diario veían cómo entrenaba el equipo femenino de Corinthians que jugó en la Cup Fem de Granadero Baigorria. Las brasileñas son un equipo profesional, con seis jugadoras de la selección. Además, son campeonas de la Copa Libertadores 2017 y del torneo Brasileirao 2018 . "Miralas, están todas marcadas", comentaban en relación a los físicos atléticos de las jugadoras de Brasil. "Tienen ropa impecable y practican con todas las pelotas iguales", se asombró una más.

Gómez, la capitana, explicó la admiración. "Son chicas que cobran para jugar. Nosotras estamos lejos de esa realidad, pero no en lo futbolístico, creo que vamos en camino", comentó quien fue tentada a jugar en España pero respondió que "no", porque quiere seguir creciendo en Central y en el país. Dueñas y campeonas, de acá.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});