Ovación

Larrondo: "Tuve cosas peores, sólo espero volver pronto y hacer grandes cosas"

Confesiones de un delantero canalla en reposo. El delantero Marcelo Larrondo le confesó a Ovación que anímicamente está "bárbaro" y que la operación fue "lo más conveniente". 

Domingo 20 de Marzo de 2016

En todo instante mostró buen semblante. En cada frase que exteriorizó dejó en claro que no quería pasar ni quedar como una víctima. “Tuve cosas peores que estas. Lógico que uno se lamenta mucho, sobre todo porque estaba en mi mejor momento, a lo que hay que sumarle el tema de la selección de Chile. Aunque ahora sólo quiero y pienso en volver a estar bien. Anímicamente estoy bárbaro, sólo que todos me recalcan eso del buen presente que arrastraba”, fueron las primeras palabras que largó Marcelo Larrondo en la intimidad con Ovación. “La verdad es que no me sentía bien, me molestaba la rodilla y creo que hice lo más conveniente”, remarcó en relación a la operación a la que fue sometido el pasado jueves del menisco externo derecho.

—Lo disimulabas bien, porque te lesionaste contra River.

—Sí, en ese partido hice una jugada rara y lo sentí.

—¿En qué momento fue?

—Fue una pelota que paré de pecho, apoyé la pierna derecha y sentí como que me giró la rodilla. En ese momento tenía la pierna caliente y no sentí nada, pero después hicimos la resonancia y salió que el menisco estaba pellizcado. Mi idea era, con el cuerpo médico, tratar de seguir jugando así porque no me molestaba, pero llegó un momento en el que no me sentía al ciento por ciento. Contra Nacional, que entré en el segundo tiempo, también me sentí más o menos, lo mismo que ante Colón. Ahí sentía que estaba al límite porque la rodilla me juntaba líquido. La lesión en el isquiotibial también pudo haber sido por eso. Después de eso decidimos ver si la rodilla respondía, pero en ningún momento noté mejoría. Después de Patronato decidí lo correcto.

—¿Te diste cuenta mientras jugabas?

—Sí, no sólo cuando jugaba sino también en las prácticas, cuando siempre sentía la rodilla con líquido, empastada. Insisto, no me sentía a pleno. Me sentía raro porque nunca había tenido una lesión así.

—¿Tu peor lesión en tu mejor momento?

—Sí, la verdad que fue raro, pero ahora quiero hacer las cosas bien para recuperarme y volver de la mejor forma.

—¿Y con este presente y la selección de Chile, qué sentís?

—Los deportistas vivimos de esto. En un momento estás arriba y en otro estás abajo. Ya pasé por muchas cosas y creo que esto te hace más fuerte. Igual estoy muy tranquilo porque creo que me iba a perjudicar si seguía así, porque no iba a tener el mejor rendimiento. Lo de la selección era un sueño porque uno siempre trabaja para estos momentos, pero si no es ahora tendré que seguir trabajando para demostrar que estoy a la altura para vestir la Roja.

—¿Qué cosas decís que te pasaron y que te hicieron más fuerte, más allá de que desdramatizás bastante el tema?

—En Torino había arrancado jugando y me lesioné el quinto metatarsiano. Fue otra de las cosas que me hizo madurar mucho. En cambio, creo que la lesión de ahora se hizo más grande de lo que realmente es por el momento que tenía. Pero ya está.

—¿Creés que si hubiera sido el año pasado no se hubiese hablado tanto porque a los goles los hacía Marco Ruben?

—Puede ser. Pero más allá de eso, sé que tengo que estar tranquilo y volver recuperado para seguir rindiéndole al equipo.

—¿Qué mensaje le dejás a la gente?

—Que tenemos un equipo bárbaro y un grupo increíble. Este año podemos hacer grandes cosas.

—¿Y a este momento personal qué rótulo le pondrías?

—No sé, es raro. Hoy quiero dar vuelta la página porque hay cosas peores. Estoy fuerte pero deseo volver más fuerte aún.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario