Ovación

La violencia le ganó la pulseada al fútbol

El partido fue suspendido por los desmanes que armaron algunos hinchas de Newell's.

Domingo 24 de Marzo de 2019

Otra vez la violencia le ganó al fútbol. Otra vez un resultado negativo derivó en un escándalo. Y en esta oportunidad los protagonistas de momentos repudiables fueron algunos hinchas de Newell's, que no pudieron digerir la derrota transitoria a manos de Villa Mitre de Bahía Blanca por 2 a 1.
A medida que se iba bajando el telón del segundo tiempo, los rojinegros comenzaron a expresar su descontento. Primero bajaron las banderas que habían colgado, después comenzaron a cantar contra los jugadores y también contra la dirigencia.
Embed
Minutos más tarde apareció una señal clara de que el ambiente se estaba caldeando. Porque se pudo observar cómo un grupo de hinchas comenzó a cortar el alambrado.
Todo derivó en un escándalo, con hinchas tratando de ingresar al campo de juego a través del tejido, objetos contundentes volando (llegó a volar una mochila de inodoro) y al menos dos policías heridos (uno con un corte).
poll7c58-484e-b313-0305a0e2621c.jpg
Los encargados de la seguridad intentaron controlar a los rojinegros con el chorro de agua de una manguera de bomberos, pero no hubo vuelta atrás.
El conflicto se agravó y el árbitro Lucas Novelli suspendió el partido por "decisión de la policía", tal como le dijo a los jugadores de Newell's.
Pero la historia no terminó ahí. Hubo agresiones hacia los hinchas del conjunto bahiense, y los efectivos policiales ingresaron a la zona donde se encontraban los de Newell's para intentar controlar la situación.
Embed

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});